Educar en la empatía para luchar contra el bullying

Desarrollar la empatía es clave para pelear contra el acoso.
ISTOCK

El acoso escolar se ha convertido en un punto a tratar en el terreno de la educación. Acabar con estas prácticas es un tema que incumbe a profesores, padres y a los mismos compañeros. Muchas son las herramientas propuestas para rebajar las tasas registradas dentro de esta problemática situación, como la que sugiere la Asociación Española de Mindfulness.

Una propuesta que toma forma en el proyecto Escuelas Conscientes en donde se sugiere una educación basada en la empatía y en el desarrollo de habilidades cognitivas, tanto en el terreno escolar como en el familiar. Ser capaces de gestionar emociones, por parte de las víctimas saber reconocer su dolor y hacerlo saber a las personas cercanas y en por los acosadores para poder entender el mal que hacen a sus compañeros.

Regulación emocional

El objetivo de esta educación emocional es la regulación de los propios sentimientos. Para ello el programa sugiere cuatro puntos fundamentales a través de los que conseguir esta gestión emocional:

- Enfoque. El entrenamiento en atención incide de forma directa en la mejora de la percepción, la capacidad de concentración, la resistencia a las distracciones y la perseverancia y claridad en los objetivos.

- Calma. Con la estabilidad de la atención, la autoconsciencia y una actitud abierta de curiosidad y aceptación se logra la calma y serenidad. Se incrementa la resistencia a los estresores y la capacidad de responder en lugar de reaccionar de forma automática en situaciones difíciles.

- Compasión. Es el entrenamiento específico en el aspecto afectivo de Mindfulness. Se trata de enseñar a alumnos, padres y profesores a desarrollar amabilidad, ternura, cuidado y cariño hacia sí mismos, en especial cuando perciben que fallan, fracasan, pierden o se sienten inadecuados. Se usan ejercicios específicos para desarrollar la aceptación incondicional de uno mismo y de los demás.

- Conexión. Se deriva de las habilidades anteriores y nace de un sentido de igualdad y de interconexión con la vida y con los demás (concepto de Humanidad Compartida. Con este trabajo se consigue una mejora en las relaciones personales cultivando las cualidades de empatía, apoyo, ayuda y cooperación con otros niños y con adultos.

El objetivo final es hacer entender que la frustración y otros sentimientos negativos en lo más pequeños deben ser canalizados de otras formas. En lugar de castigar a sus compañeros para solucionar estos problemas, deben aprender a gestionar sus emociones.

Trabajar en la empatía

Este programa no es el primero que incide en la importancia de la empatía en la lucha contra el bullying. Desde la Fundación de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo, ANAR, se propone trabajar en esta habilidad. Este organismo señala estos puntos como los más importantes para esta enseñanza:

- La empatía favorece las relaciones personales satisfactorias y nos ayuda a entender las necesidades y sentimientos de los demás.

- Existe una relación entre menores agresores y dificultad para ponerse en el lugar del otro.

- Es más fácil agredir a una persona sin tener en cuenta cómo se siente o las repercusiones que esos actos están teniendo en el otro.

Para estos fines, profesores y familiares pueden trabajar ne los siguientes campos:

- Identificar y reconocer distintas emociones en ellos mismos y en los demás, así como hablar de ellas.

- Conseguir que los niños respeten los sentimientos, opiniones y necesidades de los otros.

- Enseñarles a escuchar de forma activa mostrando interés en los demás.

Damián Montero

Te puede interesar:

- El bullying tiene peores consecuencias mentales que el maltrato

- Cómo luchar contra el acoso escolar

- Estas son las medidas contra el acoso escolar propuestas por el Gobierno de España

- 10 películas con valores familiares para niños

Contador
Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.