Los edulcorantes artificiales podrían aumentar el apetito

Edulcorantes artificiales y apetito
Foto: ISTOCK Ampliar foto

A veces, el remedio puede ser peor que la enfermedad. Muchos de nosotros optamos por recurrir a los edulcorantes artificiales como la sacarina, ya que contienen menos calorías que el azúcar. Sin embargo, paradójicamente pese a que es real que tienen una menor carga calórica, pueden tener el efecto contrario al que se busca y contribuir al aumento de peso. Así lo demuestra un estudio que ha contado con la colaboración del Centro de Charles Perkins de la Universidad de Sydney y el Instituto Garvan de Investigación Médica.
sobre el Incremento del apetito

Para comprobar el efecto que tiene el edulcorante sobre el organismo, estos investigadores alimentaron a un grupo de moscas de la fruta con una dieta de levadura y sacarosa o con el edulcorante sintético empleado en varios alimentos light. Los datos revelaron que los insectos que llevaron durante cinco días una dieta sin azúcar, consumieron un 30% más de calorías.

Una vez que le fue retirada esta dieta con edulcorantes artificiales, las moscas de la fruta volvieron a un nivel de ingesta calórica similar a la que presentaron antes de iniciar esta alimentación. Otro de los datos obtenidos en este estudio fue que estos insectos presentaron un mayor deseo de consumir azúcar real y una mayor sensibilidad en los receptores del gusto.

El edulcorante provoca sensación de hambruna

Tras monitorear la expresión y los efectos de los componentes que intervienen en la regulación del apetito y la energía los investigadores identificaron en el cerebro de las moscas una red neuronal que parece responsable de los efectos inductores de hambre de los edulcorantes artificiales. Es decir, los agentes que interfieren con una interacción evolutivamente antigua entre la insulina, las neuronas gustativas y los circuitos de recompensa del cerebro, hace que el organismo busque alimentos.

"Hemos hallado que dentro de los centros de recompensa del cerebro el gusto dulce está integrado con el contenido energético", señaló Greg Neely, uno de los investigadores de este trabajo, en un comunicado de prensa. "Cuando dulzor y energía están desequilibrados durante cierto tiempo, el cerebro recalibra y aumenta el total de calorías consumidas".
En otras palabras, cuando el cerebro detecta una menor ingesta de azúcar, responde generando una sensación de hambruna que obliga al organismo a consumir más alimentos. Con lo cual en última instancia se consigue el efecto contrario al que se busca con el consumo de edulcorantes ya que se gana más peso al ingerir más calorías.

Los edulcorantes y los problemas de metabolismo

Este estudio quiso probar si estos efectos encontrados en la mosca de la fruta se podrían repetir en otros organismos como por ejemplo los ratones. Estos animales tras siete días con una dieta de edulcorantes, mostraron un crecimiento en el consumo de alimentos del 50 por ciento. Sin embargo, los investigadores advierten de que es demasiado pronto para extrapolar completamente estos resultados a los seres humanos.

No obstante, no es la primera vez que un estudio señala a los edulcorantes son perjudiciales para el metabolismo. Un trabajo publicado en Nature demostró que pueden estos productos alteran la actividad intestinal humanos y provoca la absorción de calorías. Otra investigación sobre edulcorantes y diabetes aparecida en The Diabetes Journal apunta a que el consumo de edulcorantes deteriora la capacidad del cuerpo para procesar el azúcar normal.

Esto en última instancia termina provocando problemas en el metabolismo y la asimilación del azúcar, pudiendo desembocar en una diabetes. Sin embargo como apunta el profesor Neely estos estudios no deben tomarse como una prohibición de los edulcorantes, sino como una demostración de que no son inocuos y que han de ser objeto de nuevos estudios para determinar sus consecuencias.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Conocer las calorías de la comida en restaurantes no cambia los hábitos de consumo

- Baja el consumo de comida rápida en niños de Estados Unidos

10 falsos mitos sobre la alimentación

Cómo combatir la obesidad infantil

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies