Combate el estrés navideño y protege tu corazón

Olvídate del estrés navideño con estos consejos.
ISTOCK

La Nochebuena y el día de Navidad son días de tranquilidad en familia, jornadas para vivir junto a los seres más queridos. Sin embargo, las jornadas previas suelen ser un auténtico reto para los nervios de las personas. Compras, responsabilidades varias, atascos, largas colas en el supermercado. Un auténtico estrés que puede repercutir en la salud y transmitirse al resto del hogar.

No hay que dejarse llevar por este estrés que no hará otra cosa que evitar que se disfruten estas fechas como se merecen. La salud es lo más importante, tanto a nivel físico como psíquico y por ello desde la Fundación Española del Corazón se dan una serie de consejos para evitar los nervios estos días, ayuda no solo aplicable a los mayores, también a los menores que en ocasiones se ven atrapados en este estrés.

Consejos antiestrés

Desde la Fundación Española del Corazón se sugieren los siguientes consejos contra el estrés navideño:

- Dormir las horas necesarias. El cuerpo no entiende de navidades, necesita descansar para poder funcionar correctamente.

- Comer equilibradamente. La Navidad es sinónimo de exceso, pero no hay que pasarse. Una cosa es satisfacer las necesidades alimenticias y de energía de tu cuerpo, e incluso un pequeño capricho. Pero no hay que convertirlo en rutina de estas fechas.

- Hacer una lista con lo que se debe hacer. Establecer prioridades para cumplir con lo básico, de esta forma si algo queda sin hacer no generará estrés porque algo importante no se ha hecho.

- Compartir las responsabilidades. El trabajo en equipo ayuda a cumplir con los objetivos antes. Cargarse de responsabilidades es sinónimo de estrés, pide a tu pareja que haga alguna compra, encarga a los niños labores que puedan cumplir. Repartir estas tareas es una gran ayuda.

- Escuchar las señales de tu cuerpo. No es bueno sobrepasar los límites, nada es más importante que la salud. Si el cuerpo dice basta, tomarse un respiro y disfrutar un poco de la familia no es una mala idea.

- No olvidarse del ejercicio. La actividad física ayuda a combatir el estrés y a sentirte mucho mejor. Aunque sea difícil en estas fechas, un pequeño paseo en familia para pasear el perro o realizar compras en el barrio son buenas ideas para no perder este ritmo de ejercicio

- Ejercicios de relajación. Hay momentos del día en los que ya no se pueden cumplir responsabilidades, en estas situaciones se pueden aprovechar para hacer ejercicios de relajación tan simples como hablar con la familia y olvidarse de los problemas.

- Controlar los gastos. Ver cómo se va el dinero de forma asidua puede alterar a cualquier y hacer que se incrementen los niveles de estrés. Hacer un planing y evitar dejarse llevar por los caprichos innecesarios será de gran ayuda.

- Evitar las discusiones familiares. La familia está para apoyarse y disfrutar, no para pagar con ellos las tensiones de estos días.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Las mujeres responden mejor al estrés

- Los 7 hábitos de las familias altamente efectivas

- 7 claves del éxito en la universidad

- 10 claves para ser una madre feliz

5 claves para pasar una Navidad saludable

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.