Crece el optimismo de las familias de cara a 2015

Datos encuesta Family Watch
Foto: THINKSTOCK Ampliar foto

Las familias españolas se muestran más optimistas de cara a su futuro económico en 2015, según se desprende de una encuesta realizada por The Family Watch. Entre los resultados se aprecian pequeños cambios que apuntan hacia el optimismo de las familias, ya que son más los que consideran que su situación mejorará en este año, concretamente el 24 por ciento de los encuestados, frente al 18 por ciento del año anterior.

También son menos los pesimistas que piensan que 2015 será un año peor, ya que el porcentaje ha descendido hasta el 18,5 por ciento, frente al 21 por ciento registrado el año anterior.

Bienestar y calidad de vida de las familias

No obstante, el 60 por ciento de los encuestados creen que su calidad de vida ha disminuido y la mitad, es decir, el 50 por ciento de los encuestados considera que su situación económica seguirá igual dentro de un año.

Estos son algunos de los datos que se desprenden del IV Barómetro The Family Watch de la Familia en España que ha contado con las opiniones recogidas en más de 600 hogares de todas las Comunidades Autónomas, incluyendo Ceuta y Melilla. El estudio ha sido realizado por la consultora GAD3 y ha contado con el patrocinio de la Fundación Madrid Vivo.

Factores que afectan a la familia

El estudio ha revelado también cuáles son distintos factores que afectan a la familia española.
1.   El papel de la familia. El 54,2 por ciento de los encuestados consideran que se reconoce pública y legalmente el papel de la familia en España y el 39,4 por ciento de la población cree que aún no se reconoce a esta institución como merece.

2.   La pobreza infantil. Para un 31 por ciento de los encuestados, la pobreza es el principal problema al que se enfrenta la infancia en nuestro país, como consecuencia de la crisis que ha sufrido España, la destrucción de empleo y la bajada de los salarios, unido a la escasez de ayudas públicas. En seis de cada diez hogares se considera que la pobreza infantil tiene que ser un asunto de Estado.

3.   El bienestar social. El 43 por ciento de las familias piensa que el bienestar futuro de sus hijos será mucho peor del de sus progenitores. Algo que ocurre por primera vez, porque siempre los padres han pensado que sus hijos vivirían mejor.

María José Olesti, directora general de The Family Watch, en relación a estos datos afirma que "la crisis ha recaído principalmente en las generaciones de menos de 45 años. Algunos han perdido su empleo, o han sido recolocados en puestos de inferior cualificación y salario. Si a eso unimos las obligaciones familiares: hipoteca y la atención a los hijos vemos que en muchos casos estamos haciendo que su empobrecimiento sea cada vez mayor. O apoyamos más a esas familias con ayudas o el problema siguiente con el que nos encontramos será el demográfico, como manifiestan todas las estadísticas conocidas". Olesti aboga por el esperado Plan Integral de Apoyo a la Familia, que prepara el Gobierno, como la "gran esperanza para poder mejorar la vida de las familias en nuestro país".

Seguridad infantil y nuevas tecnologías

En relación con las nuevas tecnologías, sigue siendo la seguridad de los menores la principal
preocupación de las familias españolas en 2 de cada 3 hogares. La utilización de herramientas
informáticas para la comunicación intrafamiliar sigue en alza, siendo los grupos de WhatsApp los más utilizados y más de la mitad de los encuestados afirma que Skype es una de las herramientas que más les ayuda en su comunicación con otros miembros de su familia.

Marina Berrio

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.