Cómo organizar un bautizo

Organizar un bautizo
THINKSTOCK

Si piensas bautizar a tu bebé, pronto te darás cuenta de la gran cantidad de cosas que debes tener en cuenta. Se trata de un día muy especial para las familias, por lo que organizarlo bien es esencial, aunque tampoco debemos agobiarnos porque todo salga perfecto, ¡también hay que disfrutar de este día tan bonito!

Aunque cada familia puede celebrar el bautizo de su hijo como más le apetezca, hay ciertos aspectos que pueden ayudar a aquellos que estén un poco perdidos en la organización de esta clase de eventos. Te los resumimos aquí.

¿Cuál es la edad ideal para el bautismo?

A veces es posible que surjan dudas sobre cuál es la edad idónea para bautizar al niño. En este sentido, la Iglesia dice que puede recibir el Bautismo cualquier persona que no esté aún bautizada, es decir, niños pequeños o más mayores o incluso personas adultas.

El motivo de bautizar a los niños cuando son pequeños es, según explican desde la Archidiócesis de Madrid, porque "naciendo con el pecado original, necesitan ser liberados del poder del maligno y trasladados al reino de la libertad de los hijos de Dios".

Ahora bien, hay diócesis donde ponen cierto límite de edad, como en la de Canarias, donde los niños deben bautizarse antes de cumplir seis años. Si llegados a esta edad no lo han hecho, entonces el procedimiento es diferente: el niño debe ir a las Catequesis para preparar la Primera Comunión y, justo antes de hacerla, se le bautizará.

Elegir el lugar del bautismo

El bautismo como fiesta religiosa se celebra en la parroquia, por lo que lo primero que debes hacer es elegir dónde quieres bautizar a tu bebé. Por lo general muchas familias eligen la parroquia de su barrio, aquella a la que les une algún vínculo especial (donde se casaron los padres, por ejemplo) o una que les guste por algún motivo.

Aunque el ritual del bautismo es siempre el mismo, cada parroquia puede tener diferentes "reglas" sobre los requisitos del bautismo. Por esto, en el momento en el que decidas dónde te gustaría bautizar a tu bebé lo primero que debes hacer es ponerte en contacto con el párroco para que te explique asuntos relevantes como las fechas disponibles para el bautismo, pues si quieres una en concreto lo mejor es reservarla con tiempo, sobre todo si el templo es popular.

También te informará sobre las reuniones a los que padres y padrinos debéis acudir antes del bautizo del bebé para prepararos sobre el significado de esta celebración, y sobre las diferentes tarifas que se aplican (en algunas parroquias puede variar, sobre todo si son muy demandadas).

Elegir a los padrinos para el bautismo

Elegir a los padrinos también es importante. Según la tradición cristiana, los padrinos serán los tutores del bebé y harán las veces de "guías espirituales" para el pequeño si sus padres faltaran por algún motivo, por lo que se recomienda que sea alguien cercano a la familia.

No solo eso, los padrinos deben estar confirmados, bautizados y con la Primera Comunión, por lo que esto también deberás tenerlo en cuenta. Aún así, hay casos en los que se permite que el padrino se prepare la confirmación al tiempo que el bautismo del bebé, algo de lo que deberéis informaros en la parroquia. Finalmente, si los padrinos están casados debe haber sido por la Iglesia.

El presupuesto del bautismo

El presupuesto del bautismo es otro factor a tener en cuenta para esta celebración, aunque todo depende de qué clase de fiesta quieras. Es decir, el ritual del bautismo apenas cuesta dinero, pero todo lo demás que acompaña la celebración si que puede hacer que suba la factura.

Muchas veces es costumbre hacer recuerdos que pueden ser con fotografías del bebé para entregarlos durante la celebración, por lo que aquí lo mejor es consultar en varios sitios y, si lo organizas con antelación, estar atento a ofertas y concursos. Muchos fotógrafos que están empezando y tienen muchas ganas ofertan interesantes packs de fotos, todo es estar atentos.

Sobre la comida, nadie obliga a hacer una gran celebración. Hay que tener en cuenta que el bautismo es una celebración familiar, así que no hay que agobiarse si no se tiene mucho presupuesto como para hacer una gran fiesta. Puedes simplemente invitar a los familiares más allegados, u optar por un menú más ligero tipo 'cocktail'. Recuerda que lo más importante es disfrutar de este día con los más queridos.

Ropa para el bautismo

Como todo ritual, la ropa es importante en el bautismo. Existen tiendas especializadas en ropa de bebés para el bautismo y lo cierto es que hay ropa y zapatos de muchos precios. Ten en cuenta que es algo que tu bebé sólo usará una vez, por lo que un buen método para ahorrar puede ser usarlo de segunda mano: prestado por algún familiar o amigo. Por suerte, aunque también hay modas, lo cierto es que los modelos de ropa para el bautismo apenas varían y, al usarse tan poquito, no se suelen estropear.

Si vas a comprar el trajecito, ten en cuenta que la ropa del bautismo normalmente viene en tallas que van desde los 0 a los 24 meses. Si tu hijo es mayor porque has preferido esperar, puedes vestirle simplemente con prendas blancas que encontrarás en cualquier tienda.
Eso sí, si vas a bautizar a tu bebé cuando es pequeño, ten en cuenta que crecen muy rápido: no compres el traje con mucha antelación.

Finalmente, ten en cuenta los materiales del traje: tu bebé estará varias horas con él, así que mejor que sea de tela suave y que no quede demasiado ceñido. También es recomendable llevar un segundo traje más 'informal' si después vais a hacer una comida en familia: cambiarás al bebé y estará más cómodo.

Ángela R. Bonachera

Te puede interesar:

- Cinco ideas de recuerdos para el bautizo de tu bebé. Originales y baratos

El ritual del bautismo: así será el bautizo de tu bebé

Cinco zapatos ideales para el bautizo de tu bebé

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.