Actualizado 22/09/2023 15:11

Isasaweis: “Ser madre es un viaje interior esencial para poder educar”

Entrevista a la influencer asturiana IsasaweisEntrevista a la influencer asturiana Isasaweis - HACER FAMILIA

Después de estudiar ingeniería informática y trabajar como profesora de secundaria, la asturiana Isabel Llanos, a quien todos conocemos como Isasaweis, publicó su primer vídeo en YouTube en 2009 sobre cómo hacer un moño con calcetines y desde entonces su carrera como influencer ha sido imparable. Poco después comenzó a grabar vídeos de belleza, manualidades, recetas de cocina, y sobre maternidad también, donde siempre ha ofrecido algo singular, su manera de hacer las cosas.

Ahora Isasaweis ha vuelto renovada, con más energía que nunca para de presentar su nuevo libro, Come de todo, entrena conmigo y cambia tu vida, ¡Todo lo que necesitas para empezar ya! (Planeta) donde nos enseña su particular manera de hacer cambios en el ámbito personal, profesional, nutricional, deportivo... con los que ha conseguido una fuerte autoestima para llegar a todo lo que quiere .

Desde aquel 2009 y tras más de 15 años en el Top 10 de las influencers de este país, me sorprende la transformación que has experimentado. ¿Qué has hecho para rejuvenecer y parecer ahora más joven que antes?
Mira, esto es algo que me dicen mucho: Isa, ¿qué has hecho para parecer más joven? Que te veo en vídeos de hace 15 años y pareces tu madre. Pues mira, yo creo que ha sido un poco la mezcla de todo lo que cuento en mi libro. Este libro se llama Come de todo, entrena conmigo y cambia tu vida porque come de todo es la parte de nutrición, entrena conmigo es la de deporte y cambia tu vida es la parte de actitud, de estabilidad y de cómo te tomas las cosas. Y yo creo que las tres cosas han conformado este cambio que se ve a nivel físico, pero también interior. Yo me siento con más vitalidad que nunca. Comer sano, cuidar lo que comes, pero también dejar de prohibirte cosas, disfrutar de otras cosas que no son tan sanas igual. Hacer ejercicio, incluirlo como un hábito obligatorio en tu vida. Y sobre todo lo más importante, lo que a mí me ha dado más felicidad en mi vida es descubrir que la felicidad está en la tranquilidad, en vivir tranquilo con uno mismo, con cómo hacer las cosas, alineado con las cosas en las que cree y en los valores que uno tiene, sentirse orgulloso de uno mismo, ponerse metas, conseguirlas, organizarte, llegar a las cosas importantes, quitar de tu vida lo que no quieres...

¿Qué recomendarías para empezar a pensar en uno mismo y recuperar la autoestima y la motivación?
Una de las cosas que se ganan con la edad es tiempo para uno mismo, algo que perdemos en cierta parte de nuestra vida cuando nos dedicamos exclusivamente al trabajo, a los hijos* Hay una edad en la que tienes que dedicarte a construir todas esas cosas y te olvidas de ti misma, sobre todo, por ejemplo cuando eres madre. Quien ha sido madre sabe que hay un momento de tu vida que te olvidas porque dejas de ser tú la prioridad, y hay veces que realmente no te dedicas casi nada de tiempo. También con la edad cuando uno ya tiene hijos, casa y trabajo, los amigos empiezan a ocupar una parcela muy pequeñita del tiempo y tomarte un café con una amiga es sanador e importantísimo. Porque en la vida, uno cuando es adolescente es el centro de su vida y con el tiempo dejas de ser tú la prioridad y empieza a dedicar más tiempo a otras cosas. Bueno, pues yo creo que la edad te da el recuperar tiempo para ti. Porque llegas a un momento de tu vida que dices, vale, ya dediqué demasiado tiempo a todo eso, ahora me necesito encontrar a mí, necesito cuidarme, necesito sentirme bien conmigo misma. Y empiezas a recuperar tiempo para tu ejercicio, este momento contigo misma en el que disfrutas y en el que te estás cuidando. Tiempo para eso, para tomar un café con una amiga o llamar 5 minutos para preguntarle qué tal está. Yo creo que cada uno tiene que decidir qué cosas le hacen feliz, qué cosas necesita en su vida, que no para todos son las mismas, y dedicarle un poquito de tiempo a esas cosas. Y yo no me quiero ir al otro mundo pensando: ¿por qué no he dedicado más tiempo a las cosas que me hacen feliz?

¿Cómo saber que es necesario un cambio para ser feliz? ¿Por dónde debemos empezar esa transformación?
Creo que cuando uno necesita un cambio, lo sabe. Porque pienso que es tan sencillo como no sentirse feliz. Cuando tú, en tu vida, sientes que no eres feliz, necesitas un cambio en tu vida. La felicidad se trabaja en el día a día, se experimenta cuando te vas a la cama con la conciencia tranquila, diciendo qué a gusto, qué bien lo he hecho hoy, aunque hayas tenido un día que no haya sido nada maravilloso. Y se trabaja, porque hay que pensar en esa amiga a la que llamar, en hacer ejercicio, en organizarse con el trabajo* para que las cosas salgan bien.

¿Cómo te ha cambiado la maternidad?
La maternidad te cambia totalmente. Creo que es algo que nadie debería perderse, pero también creo que es algo que tienes que pensarte muy bien si lo quieres en tu vida. Los hijos te dan el significado del amor incondicional, el amor de verdad. No lo conoces hasta que no eres madre o padre. Te ponen en segundo lugar, y esto es una lección de vida maravillosa. Realmente pasas a no ser el centro de tu vida, lo importante son ellos. Ser padre o madre es una lección de vida maravillosa, pero te trastoca la vida. Realmente dejas de ser tú la persona más importante de tu vida para que lo sea otra persona. Entonces todo lo que haces está enfocado hacia ellos para que se sientan bien y estén bien. Tienes que reorganizar todo. Ya no tienes tiempo para viajar, para salir… y esto hay que pensárselo. La maternidad es una lección de vida, sobre todo de humildad, de aprender a hacer las cosas, de replantearte valores ideológicos para educar y transmitir a otra persona. Es maravilloso. Ser madre es un viaje interior esencial para poder educar.

¿Qué consejos recomendarías a las mujeres para recuperarse de sus embarazos a todos los niveles, tanto física como emocionalmente?
El tema del posparto cada madre lo vive de formas muy diferentes, o al menos hay distintas formas de vivirlo. En mi caso, yo fui muy afortunada, lo digo porque entiendo que tiene que ser muy duro vivir una depresión posparto, y no me pasó nada de esto. Pasé por momentos de agobio, pero me sentí feliz y bien en todo momento. Con lo cual, sí que recomendaría, lo primero, acudir a alguien que te ayude. Pedir ayuda, porque esto de tragárnoslo todo y ya no puede ser. Esto de “parece que todo el mundo es feliz con su bebé y yo no soy feliz”, va a ser que soy una mala madre, porque lo estoy haciendo mal, no puede ser. No, ni eres mala madre ni lo estás haciendo mal. A muchas mujeres les ha pasado lo mismo que a ti. Es algo que no está en tus manos. A ti te ha tocado vivirlo así, igual que a otras nos ha tocado pasar por una episiotomía de 9 centímetros. Cuando noté que aquello no estaba bien, entonces yo busqué ayuda, fui al médico y tuvieron que atenderme, y creo que la persona que no se encuentra bien emocionalmente tendrá que ir a buscar ayuda también. Lo importante es que sepas que lo que a ti te está pasando, le ha ocurrido a otras madres y no eres única en el mundo. Le ha pasado a miles de mujeres y les pasará a muchas otras después.

Nutricionista, entrenador personal o coach, ¿qué figura crees que necesita más la sociedad en este momento?
Si me obligas a quedarme con uno, creo que el coach, porque al final el coach sirve para todo. El tema de la alimentación, disfrutar de la comida, pero cuidarte también es al final muy psicológico. Alimentarse bien es un trabajo interior, de pensar, de aprender, de saber… y el tema del deporte es igual, es disciplina, es constancia. Necesitas por supuesto al profesional del deporte para que te enseñe, pero hay una parte de disciplina y superación que como no la tengas trabajada, no vas a ser constante en el deporte.

¿Qué es para ti lo más importante en la vida?
Quizás yo creo que lo más importante de todo en la vida es sentirse bien uno mismo, es tener herramientas para conocerse, para trabajar en uno mismo, para saber qué te hace feliz, para vivir cosas nuevas, porque muchos de nosotros sabemos lo que no queremos, pero no sabemos lo que queremos. Esto está demostrado que para marcarse metas en la vida y saber por dónde quieres ir, en todos los ámbitos, hay que conocerse y esta sería la labor de un coach.

¿Cómo nace tu arco iris de la felicidad? ¿Qué es lo que conforma para ti una vida plena?
Nace de un trabajo de reflexión y de pararme a pensar, a ver, ¿yo en qué he trabajado en estos años para este cambio tan importante que he tenido? Ya no hablamos de físico, sino de interior. Si repasamos mi trayectoria de vida, pasé de estudiar tecnología informática y ser profe en un instituto, una persona anónima, a todo lo que supone esta exposición, fue un cambio de vida total, en parte por este trabajo mucho más loco y frenético que me llevó a una desorganización de vida, por el caos que es esta profesión. Entonces, ha sido un proceso de trabajo en muchos ámbitos y como yo quería que la gente pudiera conseguirlo también, pensé, esto lo tengo que estructurar bien. Entonces, me puse a pensar en áreas de mi vida: ¿qué he trabajado? Y así fue como me salieron 7 áreas y nació el arco iris de la felicidad. Tras haberme esforzado en todas esas áreas ahora mismo me siento súper feliz. Y no hay nada de verdad que me empañe esa felicidad. Obviamente un problema de salud que afecte a cualquier persona a la que yo quiera, sería lo único porque no hay nada que yo pueda hacer. Pero para el resto, y me pasan cosas, he encontrado la forma de que no afecten a mi felicidad.

¿Por qué crees que es tan importante nuestro diálogo interior y por qué consideras que nuestros pensamientos son tan poderosos?
Está demostrado, ¡si es que no lo digo yo! Al final, todas estas cosas, aparte de que las he comprobado en mí empíricamente, las he aprendido de psicólogos, de sociólogos, de gente que sabe esto. Y al final, a pesar de ser, estamos continuamente hablando con nosotros mismos, de hecho, yo me sorprendo hablando conmigo misma. Tengo un diálogo interior que, vamos, es terrible, todo el rato. Entonces, imagínate cómo de potente es lo que nos decimos, es como una radio que estamos escuchando continuamente. Y esto yo lo he comprobado en mí misma, es decir, me han pasado cosas malas como a todo el mundo y yo me he encontrado en la ducha pensando en un problema y anticipando que va a ser mucho peor.... ¿Por qué empiezo a sentir angustia? Y me digo, ¡pero si me estoy provocando yo! Ahora tengo herramientas de ejercicios, que los cuento en el libro, para cambiar el pensamiento por algo contrario, algo bonito. Y oye, fíjate qué potente es cambiar tus pensamientos directamente. Te pasa cualquier cosa mala y me dices, vaya drama, por Dios. O al revés, te pasa una cosa mala y dices ¡vaya lo que me ha pasado! Bueno, anda, una lección más. De una cómo ésta ya he salido no sé cuántas veces y al final no fue tan drama. ¿Qué me preocupa a mí ahora el problemón que tuve hace dos años? No me acuerdo de él. Pues con este va a pasar lo mismo. Así es, como te hablas, es fundamental.

Para terminar, ¿qué recomiendas para conseguir los logros que nos propongamos? ¿Qué propones para evitar que nos desanimemos?
Después de todo lo aprendido y todo lo que tú ya sabes que quieres instaurar en tu vida, os invito a que escribáis en el diario de logros los objetivos que os vais a poner para la próxima semana. Voy a leer, voy a hacer deporte… La verdad es que cuanto más específico seas, mejor. Hay que empezar por cosas pequeñas, cosas asumibles, lo que suponga un reto, un esfuerzo, pero que sea algo asumible. Lo llamo logros porque solo hay que marcar lo que has conseguido para que no sea desmotivante ver muchas aspas rojas. Si tú solamente marcas lo que has conseguido, cuando llega el domingo y te sientas con tu diario de logros y dices: a ver, ¿qué he conseguido esta semana? Y ves muchos tips verdes y has leído que cocinaste, que hiciste deporte, que te acostaste antes…, lo que tú te hayas propuesto, es muy motivador. Márcarte lo que vas a hacer, porque si no, no lo vas a lograr.

Marisol Nuevo Espín

Te puede interesar: 

- 3 consejos para sentirnos más felices

- Belleza 'hygge': el secreto de los daneses para el bienestar

 10 claves para ser una madre feliz

- Cómo nos afecta lo que sobrevaloramos

- 4 hábitos básicos para cuidar nuestro cuerpo

- Gracias, el poder del agradecimiento para el bienestar

Leer más acerca de: