Superan en Córdoba el medio centenar de trasplantes cardíacos a niños

Médico corazón niño, trasplantes cardíacos
Foto: THINKSTOCK Ampliar foto

Que nazca un niño con problemas del corazón puede ser difícil para los padres, pero por suerte la ciencia y la medicina avanzan para ayudarnos a llevarlo mejor. Por ejemplo, a principios de este año el Hospital Reina Sofía, de Córdoba, superó el medio centenar de trasplantes cardíacos a niños. Toda una esperanza que viene de la mano de este centro pionero.

Fue en 1992 cuando los sanitarios de este hospital cordobés llevaron a cabo el primer trasplante de corazón a un niño que se produjo en España y desde entonces ya se han realizado 59 intervenciones de este tipo, una de ellas también fue un hito en la historia de nuestro país: el injerto practicado al bebé más pequeño, con sólo ocho días, fue en 1998.

Avances en la medicina del corazón

Estas noticias llenan de alegría porque, si bien se trata de enfermedades que poco podemos hacer por evitarlas, estos avances en la medicina del corazón significan un halo de esperanza para las familias cuyos hijos nacen con esta clase de problemas, o hijos de madres enfermas.

De hecho, fue también en este hospital en el que nació el primer bebé español de una madre cuyo corazón había sido trasplantado antes (en 2002), y en esas pareces se implantó el primer corazón artificial de Andalucía a un bebé de 18 meses como puente a un futuro trasplante, en esta ocasión la operación fue en 2009.

Con todo, el Hospital Reina Sofía de Córdoba es todo un centro de referencia a nivel nacional para los trasplantes cardíacos infantiles, y constituye uno de los centros sanitarios españoles que más destaca por llevar a cabo trasplantes del corazón a bebés y niños recién nacidos.

Trasplantes del corazón en niños

El aumento de trasplantes del corazón es una buena noticia, pero no hay que olvidar las dificultades que esta clase de intervenciones llevan consigo. Y es que la operación es siempre la última alternativa ya que es mejor tratar antes al niño con otros tratamientos menos invasivos.

Una vez que se decide llevar a cabo la operación, la principal dificultad radica en encontrar órganos: deben ser de donantes de peso y talla similares al niño que los va a recibir, y esto no es fácil de encontrar ya que, por suerte, mueren pocos niños al año. Asimismo, el procedimiento es muy difícil, pues a la dificultad propia del órgano que del que se trata se une el pequeño tamaño del niño.

Cardiopatías congénitas

La mayoría de las operaciones para llevar a cabo trasplantes del corazón se deben a la miocardiopatía dilatada y a las patologías congénitas. Sobre estas últimas apenas se habla en el día a día, pero lo cierto es que, como recuerdan desde la ONG Menudos Corazones, los datos nos hablan de una media de ocho niños afectados por cada mil nacidos vivos. Y, aunque hoy en día gracias a los avances médicos los porcentajes de supervivencia rozan el 95 por ciento, "sigue siendo imprescindible el apoyo social y el desarrollo de cauces que mejoren la situación de los niños enfermos y de sus familiares".

Las cardiopatías congénitas son aquellas enfermedades del corazón que están presentes desde el nacimiento y corresponden a un trastorno del desarrollo del corazón producido especialmente en los tres primeros meses del embarazo o a lesiones en el útero del corazón ya formado. Hoy en día los avances en el diagnóstico prenatal han facilitado una gran mejora en la atención de estos niños.

Ángela. R. Bonachera

Te puede interesar:

Cómo cuidar el corazón de los niños

Un soplo en el corazón de los niños

Cardiopatías congénitas en niños

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.