Amores de verano entre adolescentes

Enamorarse en verano
Foto: THINKSTOCK Ampliar foto

Los chicos y las chicas en verano se mueren de ganas de enamorarse, más que en otras épocas del año, así que lo normal es que piquen..., porque cuando se tienen muchas ganas de algo lo más probable es que, al final, se pongan todos medios para que esto ocurra.

En verano parece que el ambiente es propicio para enamorarse, puede ser que por eso hay tantas películas y canciones que tratan este tema. Algunos recordaréis la película de La Gran Familia, cuando la hermana guapa se enamora del chico guapísimo que estaba en la playa. Otros tendréis en la memoria alguna canción del verano que os traiga muchos recuerdos a la cabeza, hay una de la época de mis padres que el otro día me encontré tarareando: Yo sé que este verano te vas a enamorar, te vas a enamorar...

El deseo de enamorarse de los jóvenes

En el proceso de la maduración afectiva hay una etapa propia para el enamoramiento y el coqueteo. Igual que los gallos se pasean por el corral, los chicos se ponen todo ufanos a ver quién les mira, y las chicas se dejan mirar y buscan ser miradas. Es una etapa narcisista, de descubrimiento de uno mismo. Otros, sin embargo, pasan fatal esta etapa porque sólo se ven los defectos,  y a lo mejor un granito en la nariz o un mal corte de pelo, lo convierten en una tragedia.

En esta etapa es normal que los adolescentes se enamoren de un/a chico/a al que ven todas las mañanas en la parada del autobús, y a lo mejor nunca sabrán cómo se llama. Todo esto pertenece al deseo de amar del corazón que  hace desear a aquel otro u otra que ven por ahí, y que nos parece que encarna todas las virtudes que desearíamos que tuviese el hombre o la mujer de su vida.

En verano esos sueños que llenan sus cabezas, unido a tener demasiado tiempo libre y en ocasiones la presión de grupo, hace que los chicos y las chicas acaben con cualquier noviete/a, ¡en ocasiones sólo para poder presumir de noviete!  Pero que les puede llevar a situaciones absurdas, y complicadas.

El verano y los amores

Trucos para menores de 20 años
-   En verano descansa y pásatelo genial, pero no metas la pata, sigue siendo tú mismo.
-   Aprovecha el verano para hacer un montón de cosas para las que no tienes tiempo en invierno, planifícate el verano y los días.
-   Si tu ligue de verano no cuadra con lo que eres en invierno, ¡ojo!, seguramente que te estás traicionando a ti mismo y a lo que de verdad quieres ser.

Trucos para padres
-    No pasa nada por ser pesados, se agradece toda la vida. Es normal que haya cambio de horarios, pero eso no quiere decir que el descontrol sea la norma.
-   Es bueno saber y preguntar con quién están nuestros hijos y qué están haciendo. Eso no quiere decir que no les enseñemos a crecer y a usar bien su libertad.

El verano es un tiempo muy bueno para descansar, pasarlo fenomenal conociendo a mucha gente y haciendo nuevos amigos. Si de verdad alguien que vale la pena aparece por su vida, seguro que no se queda sólo en un amor de verano.

Mónica de Aysa. Máster en Matrimonio y sexualidad

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.