Actualizado 26/09/2021 23:02 CET

La voz de la madre ayuda al bebé prematuro a reducir sus problemas

Los beneficios de la voz la madre en el desarrollo de los bebés prematuros.
Los beneficios de la voz la madre en el desarrollo de los bebés prematuros. - ISTOCK

La presencia de la madre es de gran ayuda para el desarrollo de todos los bebés. No solo por motivos obvios, como que la lactancia facilita su crecimiento y prevención de diversas enfermedades. El vínculo entre ambos se hace latente a la hora de tranquilizar a los más pequeños y reducir el estrés que presentan. Incluso, en el caso de niños que pueden presentar un cuadro más peligroso como el de los prematuros, la cercanía de esta figura es vital.

Y es que, tal y como han descubierto en un reciente estudio de la Universidad de Ginebra, en colaboración con el Hospital Parini y la Universidad del Valle de Aosta, la voz de la madre al hablar, o cantar, con su hijo prematuro ayuda a reducir el dolor que estos presentan. En especial si estos niños han sido sometidos a alguna intervención médica. Un apunte que señala la necesidad de apostar por la cercanía en aquellos partos que se hayan producido antes de la semana 37 de gestación.

Beneficios terapéuticos de la voz

Los bebés prematuros pueden ser sometidos, en ocasiones, a intervenciones como pueden ser la intubación o aplicaciones de sondas para la alimentación. Estos procesos pueden causar un gran dolor en estos niños que ni siquiera pueden ser aliviados con analgésicos. Sin embargo, los datos de este trabajo señalan que la voz de la madre puede ser la mejor herramienta para ayuda en estas circunstancias.

Partiendo de la base de que la voz de los padres calman a los bebés, este equipo comprobar su el contacto temprano con el prematuro podría tener beneficios a la hora de controlar el dolor que sienten en estos momentos. Tras analizar a 20 recién nacidos antes de las 37 semanas de gestación, en donde la madre estuvo presente en pruebas causantes de malestar, encontraron que efectivamente se producía un efecto analgésico.

Según la doctora Manuea Filippa, autora principal de este trabajo, en los primeros días es más difícil que el padre este presente. A lo largo de los días que duró este trabajo, se comparó cómo la presencia de la madre podía facilitar el bienestar del prematuro, en especial si le hablaba o le cantaba. Para ello también se midió la intensidad de la voz para ver eliminar otras explicaciones como el ruido ambiental.

"El resultado es importante. En ausencia de la madre, el Perfil del Dolor del Prematuro (PIPP) es de 4,5, y cuando la madre le habla al bebé, el PIPP baja a 3. Cuando la madre canta, el PIPP es de 3,8. Esta diferencia con respecto a la voz hablada puede explicarse por el hecho de que no se adapta muy bien a lo que la madre percibe en el bebé cuando canta", concluye Filippa.

Oxitocina en los prematuros

La voz de la madre fue un factor que reducía el dolor de los bebés, algo que se demostraba con los latidos del corazón y la oxigencación del prematuro. "Analizamos la llamada hormona del apego, la oxitocina, que ya estaba asociada al estrés, los problemas de apego y dolor", advierte la doctora Filippa, quien añade que comparando las muestras de los reciñen nacidos, los niveles de oxitocina eran mayores cuando la madres les hablaba.

Por último, la doctora Grandjan, otra de las autoras de este trabajo, añade que "los padres pueden desempeñar aquí un papel protector y actuar y sentirse implicados en la ayuda a sus hijos en la medida de lo posible, algo que se da por descontado en el parto a término. Esto refuerza el vínculo de apego esencial".

Damián Montero

Te puede interesar:

- Las primeras palabras del bebé

- Dificultades en el desarrollo del lenguaje infantil

- Definiciones de palabras hechas por niños

Contador

Para leer más