Actualizado 07/08/2020 11:39 CET

Disminuye un 15% la tasa de desempleo juvenil

Baja un 15% la tasa de paro
Foto: ISTOCK Ampliar foto

Las ofertas de trabajo escasean entre las empresas y los portales de empleo que existen en internet. Las empresas buscan, cada vez más, a jóvenes que hayan tenido experiencia previa en el mundo laboral, independientemente del ámbito ¿Por qué es tan importante la experiencia laboral?

El hecho de haber trabajado demuestra a los empresarios una actitud de compromiso, que el estudiante conoce los retos y los desafíos que supone tener una responsabilidad, sabe cumplir objetivos y dar una respuesta. Por lo tanto, los padres debemos animar a nuestros hijos a coger estos pequeños empleos para que adquieran estas destrezas.

Incluso más allá de las prácticas curriculares obligatorias que impone la universidad, debemos potenciar que investiguen, exploren y descubran que es lo que más les gusta a través de probar en distintos sitios.

Además el hecho de tener experiencia laboral proporciona al estudiante una visión real de lo que va a ser su trabajo el día de mañana. De esta forma evitamos el choque con el mundo laboral que se produce al salir de la carrera o de la Formación Profesional.

¿Cuáles son los datos oficiales?

 La última encuesta de la población activa (EPA) nos muestra una creciente mejoría en la reducción del paro juvenil, con un descenso superior al 15,5%. Así, el desempleo en los jóvenes de entre 16 y 24 años se redujo el año pasado en 126.100 personas.

No obstante estas cifras continúan siendo muy elevadas. Hay 775.000 españoles de menos de 25 años sin trabajo, más que en ningún otro país europeo. La tasa de desempleo juvenil se sitúa en el 49, 6%. Por lo tanto, la competencia en el mercado laboral, específicamente en este campo, es altísima. La importancia de tener un buen currículum o unas prácticas que consigan diferenciarnos del resto se ha vuelto vital.

¿Cómo preparar un buen currículum?

El currículum es la carta de presentación del estudiante y por lo tanto, es vital tenerlo actualizado. Empezando por el principio hay una serie de elementos esenciales que no pueden faltar en el currículum: datos personales, formación académica, experiencia profesional, idiomas, informática, empleos... Además hay una serie de reglas que conviene respetar:

- Se breve. Debe ocuparte una o dos hojas como máximo.

- Escribe con una fuente legible y que facilite la lectura.

- Respeta los márgenes y deja espacio entre los párrafos.

- Escribe por una sola cara del folio.

- Cuida el estilo y no cometas errores de ortografía.

- Nunca mientas.

- Incluye una fotografía reciente de tamaño carnet.

Que existan reglas y elementos básicos a la hora de elaborar el currículum no significa que tu currículum tenga que ser monótono o igual al resto. De hecho, la clave del éxito está muchas veces en ser diferente, que tu currículum destace sobre le de otras personas. Así llamarás la atención del empresario.

¿Qué buscan las empresas en los jóvenes?

 Es importante labrar en los jóvenes una serie de aspectos diferenciadores para no solo convencer al empresario de que encajas perfectamente en su empresa sino que además aportas un valor añadido a esta. Estos son algunos de los rasgos que más buscan las empresas:

Éxito laboral

1. Compromiso: esforzarse en todo lo que haces y de manera responsable.
2. Disposición: el trabajador debe estar dispuesto a ayudar en todo lo que se le necesite.
3. Resolución de problemas: que sepa tomar decisiones rápidas y útiles frente a problemas.
4. Saber trabajar en equipo: ser una persona proactiva, resolutiva y que sepa trabajar y cooperar con sus compañeros.
5. Conocimiento del área y capacitación: debe tener un conocimiento del sector en el que va a trabajar y de la empresa en cuestión.
En definitiva, buscan a una persona responsable, que conozca detalladamente la empresa para la que trabaja y con capacidad de innovar.

¿Qué papel desempeñan aquí los padres?

La tarea fundamental de los padres en este ámbito es la de dar apoyo a los hijos y ayudarlos en la toma de decisiones. Con nuestra experiencia, animarles y motivarles a la hora de lanzarse a buscar un empleo.

Además podemos practicar la entrevista con ellos para aportarles más seguridad y habilidad a la hora de expresarse. Así fomentamos su capacidad de respuesta ante preguntas que no se esperan.

María Rojas Sanabrias

Te puede interesar:

- El 5% de los jóvenes españoles no estudia ni busca empleo

- El paro en los jóvenes titulados

- Emigrar para trabajar