Pijamas infantiles: claves para un uso seguro

Claves para evitar accidentes con pijamas infantiles
Foto: ISTOCK Ampliar foto

Tres son las cosas que deben acompañar a un niño a la hora de irse a la cama: un buen cuento, un vaso de leche y un pijama. Sin embargo, esta prenda que en principio puede parecer simple y que no entraña peligro, puede generar varios problemas en el niño si no se tienen en cuenta algunas nociones de seguridad y especialmente si no se adquieren las ropas adecuadas para pasar la noche.

De hecho tal y como indica el Ministerio de Sanidad en su guía para productos seguros, en Reino Unido se producen 750 lesiones relacionadas con la inflamabilidad de la ropa cada año, de los que el 11% son mortales y el 30% necesitan ingreso hospitalario. Ante estos datos es conveniente tener una serie de nociones de seguridad a la hora de adquirir un pijama infantil para que los sueños sean tan dulces como se merecen los niños y que no haya ningún riesgo que acompañe a los más pequelos a la cama.

¿Por qué son peligrosos los pijamas infantiles?

Según afirma el Ministerio de Sanidad, los niños son el grupo de edad que corre mayor riesgo de sufrir quemaduras al jugar con fuego (cerillas, encendedores, velas, fogones) mientras llevan el pijama. Esto se debe a que los más pequeños son más propensos al pánico y cuando esta prenda empieza a arder, el miedo les impide reaccionar y ponerse fuera del alcance de las llamas tal y como lo haría un adulto. Las niñas son un grupo de riesgo elevado, debido a la posibilidad de que sus prendas, más holgadas y sueltas, entren en contacto con las llamas.

En este tipo de situaciones hay que actuar con rapidez ya que cada segundo cuenta, por lo que la diferencia mientras más pase el tiempo y se retrase la reacción, pueden producirse unas lesiones más severas en comparación con las de los adultos. Del mismo modo, algunos pijamas en muchas ocasiones llevan cordones o lazos que son un peligro potencial de estrangulamiento. También hay que tener cuidado con los botones que pueden soltarse y provocar que el niño se ahogue.

Claves de seguridad en pijamas

Ante este riesgo que presentan estas prendas para dormir, el Ministerio de Sanidad también ofrece una serie de pasos a seguir para que tus hijos usen el pijama de la forma más segura posible:

-No emplear camisetas o prendas holgadas de algodón, ni tampoco mezclas de prensas como pijama para niños, ya que estas ropas arden con facilidad. Hay que usar exclusivamente pijamas ignífugos con el sello de calidad.

-Supervisar a los niños cuidadosamente antes de irse a la cama y justo de levantarse por la mañana ya que es el momento en el que llevan el pijama y cualquier contacto con fuego puede causar la tragedia.

Si estás pensando en comprar un pijama nuevo para tu hijo, el Ministerio de Sanidad ofrece estas pautas a la hora de acudir al comercio donde se adquiera esta ropa. Esto es lo que los padres deben tener en cuenta:

-Asegurarse de que el pijama cumple con las normas europeas relacionadas con la inflamabilidad textil.

-Comprar únicamente pijamas ignífugos y que se ajusten al cuerpo.

-Las prendas ignífugas están hechas de materiales resistentes al fuego o han sido tratadas con materiales retardantes, por lo que no siguen ardiendo una vez que se alejan de la llama. Sin embargo, algunos de estos productos químicos pueden ocasionar problemas de salud y medioambientales. Por ello, la mejor opción es comprar pijamas que no estén tratados con materiales tóxicos.

-Los pijamas ceñidos se fabrican con algodón elástico o mezclas de este material con otras telas, por lo que se ajustan al cuerpo del niño. Hay menos posibilidades de que estas prendas ajustadas entren en contacto con una llama y si lo hacen, la menor concentración de oxígeno entre el niño y la ropa hará que la llama no se extienda tan rápidamente.

-No compre pijamas con botones o cordones y lazos largos, puesto que el niño puede ahogarse o estrangularse con ellos.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Accidentes infantiles: quemaduras

- Qué hacer si mi hijo se traga un objeto

- Accidentes infantiles: atragantamientos

- Cómo prevenir accidentes domésticos

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.