Asientos de seguridad en invierno, ¿cómo ir caliente y sin riesgos?

Viajar en coche de forma cómoda y segura es sencillo.
ISTOCK

Durante estas fechas muchas familias aprovechan para realizar un viaje, ya sea por ocio o para visitar a un familiar, no son pocos los que montan a sus hijos en el coche y dicen adiós a su hogar durante unos días. En estos trayectos hay que recordar los consejos de seguridad vial que se tienen que seguir a la hora de traslados con niños, pero al mismo tiempo se tiene que recordar la comodidad de los más pequeños.

Estas fechas también supone una caída de las temperaturas que puede sentirse en el coche, en especial si tenemos en cuenta que la mayoría se quedan aparcados fuera de recintos cerrados. Por ello, desde Academia Americana de Pediatría se dan una serie de consejos para asegurar comodidad y seguridad durante los trayectos que se hagan en estas navidades.

Cómodos y seguros

Estos son algunos consejos que desde la Academia Americana de Pediatría se brindan para asegurar un viaje cómodo y seguro para los más pequeños:

- Almacenar la sillita del de seguridad dentro de la casa cuando se esté usando. D esta forma el asiento se mantiene a una temperatura ambiente reduciéndose la pérdida del calor del cuerpo del niño cuando está en el coche.

- Prepararse con anticipación. Si hay planes de viajes con el bebé días invernales, hay que prepararse y proveerse de mantitas para el niño

- Vestir al niño con varias capas finas de ropa. De esta forma el frío inicial podrá ser contrarrestado y a medida que suba la temperatura dentro del coche, se podrán ir quitando mangas sobrantes.

- No olvidar el gorro, los guantes, leotardos o botines. Estas prendas ayudan a mantener a los niños calientes sin interferir con las correas del asiento de seguridad.

- Ajustar las correas del arnés al asiento de seguridad. Aunque el niño parezca estar cómodamente arropado en el asiento de seguridad, las varias capas de ropa pueden dificultar el ajuste las correas.

- Poner un abrigo o una manta sobre las correas. Una buena opción para asegurar una buena temperatura en los niños es colocar una manta sobre las correas del arnés o colocar el abrigo del niño al revés una vez que se haya ajustado el cinturón. no se calienta demasiado una vez que el automóvil esté caliente.

- Nada debe quedar por debajo del cuerpo del bebé o entre su cuerpo y las correas del arnés. Hay que asegurarse de dejar la cara del niño descubierta para evitar que el aire quede atrapado y se vuelva a respirar.

- Recordar que nunca se debe usar productos sin etiquetas de calidad o que no hayan sido sometido a pruebas de colisión y puedan ser un obstáculo para brindar protección durante una colisión.

- Mantener una bolsa de emergencia en el coche. Ropa seca en caso de sudor, sombreros o gorros y guantes por si caen las temperaturas o para el trayecto del vehículo al área de servicio, así como alimentos no perecederos en caso de que se presente una emergencia en la carretera o si su niño se moja durante una salida en la época de invierno.

Otros consejos para las navidades

Desde la Asociación Española de Pediatría también se dan una serie de consejos para pasar unas buenas navidades sin sobresaltos:

- Si se esperan visitas de familiares y amigos con niños, es importante revisar los posibles peligros, especialmente con los más pequeños. Zonas como ventanas, escaleras y los objetos eléctricos.

- Durante las cenas, se recuerda que la cocina no es un lugar seguro para los niños y mientras se está cocinando no deben estar cerca del fuego. Las medidas de seguridad se deben de tomar con los pequeños y con los mayores.

- A la hora de comprar juguetes hay que tener en cuenta que sean apropiados para la edad del niño y adquirir productos con el sello de calidad. Mantener las piezas pequeñas, como las pilas, los objetos pequeños, imanes y las monedas, fuera del alcance de los menores de tres años. Retirar los embalajes, sobre todo las bolsas de plástico.

- Si se consume alcohol, no se debe conducir. El alcohol es una droga que afecta a los sentidos. Los padres pueden servir de ejemplo a los jóvenes para prevenir el consumo de alcohol.

- Una alimentación saludable, con una dieta variada que incluya vegetales y frutas y sin abusar de los dulces. Aunque sea época de dulces y golosinas, no quiere decir que estos se conviertan en el único plato en la mesa.

- Las vacaciones son una oportunidad de estar con los niños, de jugar y que participen en las tareas de la familia. Un truco para poder disfrutar es evitar llenarse de planes sin descanso y asi poder tener tiempo para disfrutar con lo que más nos apetece a todos.

Damián Montero

Te puede interesar:

Viaja con sistemas de retención infantil

Tipos de sillas de coche para niños

- De viaje con tu bebé, el destino

- Consejos para viajar en coche en familia

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.