Nuevas tecnologías, buenas aliadas para planificar un viaje

Las nuevas tecnologías ayudan a planificar viajes
Foto: ISTOCK Ampliar foto

Muchas familias aprovechan la llegada de las vacaciones epara realizar viajes. Preparar un viaje en familia es bastante complicado ya que supone acordar muchos aspectos que van desde la elección del hotel hasta decidir cuál será el medio de transporte. Sin embargo, las nuevas tecnologías pueden ayudar a que esta planificación sea más llevadera.

De hecho, la expansión de las nuevas tecnologías y su presencia en el sector del turismo hace que cada vez más personas hagan uso de ellas para planificar un viaje. Según The Boston Consulting Group, más del 95% de los turistas hoy en día usan recursos digitales en el transcurso de su viaje, ya sea antes, durante o después del mismo. Y es que estas herramientas ayudan de varias formas: desde mostrar la opinión de otras personas sobre un hotel hasta las valoraciones de un restaurante al que tengamos pensado acudir.

¿Cómo pueden ayudar las nuevas tecnologías a planificar un viaje?

Las nuevas tecnologías aplicadas al sector del turismo pueden ser de gran ayuda a la hora de planificar un viaje y se convierten en un buen aliado a la hora de elegir destinos, hoteles, restaurantes y muchos otros aspectos. El IMF Business School señala algunos de los puntos donde se puede sacar buen provecho de estas herramientas:

-  Destino. La cantidad de foros y otras plataformas on line son de gran utilidad para encontrar opiniones de otros viajeros sobre el lugar que tenemos en mente visitar. De este modo, sabremos si un destino se adapta a condicionantes como el presupuesto económico, el ambiente familiar o el clima en el momento del año que tenemos pensado ir.

-  Transporte. Internet ofrece una plataforma bastante cómoda y rápida para comprar billetes de avión, tren o autobús vía on line. También las nuevas tecnologías ofrecen servicio GPS si se opta por viajar en nuestro propio vehículo.

-  Alojamiento. Al igual que con el destino, a través de cualquier dispositivo con conexión a Internet, el viajero puede conocer la opinión de otros turistas sobre determinado hotel y comparar precios, conocer si por ejemplo dicho alojamiento ofrece cuna sin recargo, si merece la pena decantarse por media pensión, pensión completa o sólo desayuno.

-  Moverse en el destino. Las nuevas tecnologías ofrecen a través de Internet una perfecta guía turística en donde conocer la opinión de otras personas sobre lugares que no perderse, sitios donde comer y otras actividades que realizar en un destino. De este modo por ejemplo si vamos con un bebé, podremos conocer el grado de accesibilidad de un museo u otro centro, o si la comida de determinado restaurante se adecua a nuestras necesidades.

Otras cosas a tener en cuenta con un viaje

Planificar un viaje no sólo va a depender de estos puntos en donde nos ayudan las nuevas tecnologías, sino que hay que tener en cuenta otros factores donde estas herramientas no pueden asistir, como por ejemplo hacer nuestra maleta. Por ello estas son varias cosas que también tienes que tener en cuenta antes de realizar un viaje:

1. Asientos infantiles. Si vamos a viajar en coche, es imprescindible tener asientos adecuados a la edad de cada niño, así como los cinturones de seguridad. Bajo ningún concepto los hijos deben ocupar los asientos delanteros. No se aconseja que los pasajeros usen aparatos electrónicos varios ya que fijar la vista en un punto cercano incrementa la sensación de mareo.

2. Bebida o comida en el avión. En caso de viajar en avión hay que tener en cuenta que la molesta sensación en los oídos al despegar y aterrizar, que se puede combatir bebiendo o masticando algo, según la edad del niño. En trayectos algo más largos, recuerden llevar algo de bebida y estirarse cada cierto tiempo.

3. Tarjeta médica, nacional o internacional. Es indispensable viajar a cualquier destino con la tarjeta sanitaria de los niños y cartilla de vacunas al día. Si el viaje es al extranjero, hay que informarse de los convenios en términos sanitarios en el país de destino, ya que puede ser útil contratar un seguro general de viajes o un seguro especial en aquellos países donde los riesgos sanitarios son importantes o su seguridad social no cubra algunos puntos.

4. Protector solar. Siempre hay que llevar productos que ayuden para que nuestra piel no sufra con los rayos del Sol. También se recomienda evitar la exposición solar prolongada, especialmente en las horas centrales. Si el destino es la playa no debe faltar la sombrilla.

5. Medicinas para enfermos crónicos. En caso de viajar con niños con enfermedades, debemos asegurarnos de llevar la medicación necesaria para todo lo que dure el viaje. Además también en estos casos se recomienda llevar los informes médicos del menor por si fuera necesario acudir a un médico.

Damián Montero 

Te puede interesar:  

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.