¿Es el expediente académico la única clave para entrar en una buena universidad?

Las notas del expediente no son la única clave para entrar en una universidad
Foto: ISTOCK Ampliar foto

Tradicionalmente se ha pensado que estudiar mucho a lo largo de los años sirve para entrar en una buena universidad. El expediente académico es la clave para entrar en estos centros de educación superior, y es cierto: a mayores notas, más fácil es pasar los distintos cortes a la hora de conseguir plaza en la carrera. Pero, ¿este sistema es idéntico en las facultades de mayor relevancia?

Según British Council School no, a la hora de entrar en una facultad de mayor popularidad entran en juego más elementos además del expediente académico. Esta es a la conclusión que ha llegado después de la celebración de la Feria de las Universidades en la que han participado un total de 100 centros de todo el mundo que han revelado que no solo basta con buenas notas para entrar en una facultad de renombre.

Expediente, entrevista y carta motivacional

¿Quiere esto decir que las notas del expediente académico no influyen a la hora de entrar en uno de estos centros? En absoluto, el currículum sigue siendo el primer detalle en el que se fijan los responsables de admisión a la hora de elegir a los estudiantes del próximo año. Si no se pasa la nota de corte, no se inicia el proceso de selección.

Pero tal y como dicen desde British Council School "Ya no vale únicamente con tener un expediente académico excepcional y varios idiomas (...) las universidades buscan al alumno más motivado, que demuestre su pasión por la carrera a la que opta, su compromiso con el mundo, su capacidad de liderazgo y el valor añadido que puede aportar a la universidad que le elija".

¿Cómo se juzga si un alumno está motivado y tiene las características que se precisan desde este centro? Pues como se haría en una entrevista de trabajo: con una entrevista personal con el candidato y pidiéndole que escriba una carta de presentación donde explique sus motivos para cursar una carrera en concreto. También se exige a los nuevos estudiantes demostrar su capacidad de liderazgo revisando si han tenido éxito en otras actividades como danza, instrumento musical, etc.

El ejemplo de Harvard

Este centro pone de ejemplo a Harvard, quizás la universidad más conocida en todo el mundo y que tiene un proceso de selección que se adapta a este modelo planteado. En este centro cada año se presentan 36.000 candidatos con un expediente dentro de la nota de corte, de ellos 4.000 han sido los que mejor media han presentado de sus respectivos institutos.

De estos 36.000 posibles alumnos se eligen 1.800 en total. Estos se escogen después del contacto de los responsables de Harvard con estos. Un proceso duro y que debe afinar la selección para escoger a los que son los mejores.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Los beneficios del 3+2 en la Universidad

- Las 10 mejores universidades españolas en producción científica

- Las ciudades más baratas para que los universitarios compartan piso

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.