Las dietas vegetarianas en los niños

Foto:
HACER FAMILIA

La dieta vegetariana es una alternativa saludable para prevenir patologías cardíacas, retrasar el envejecimiento e incluso combatir problemas de sobrepeso. Pero, ¿qué consecuencias provoca en los niños? Si se planea la alimentación de forma responsable y equilibrada, puede suponer una opción bastante sana.

Nada de carne y de pescado. Ser vegetariano significa incluir únicamente en la dieta alimentos de origen vegetal, es decir, consumir huevos, verduras, frutas, leguminosas, semillas y aceites vegetales. Sin embargo, llevada al extremo o sin control médico, puede presentar deficiencias nutricionales que han de ser suplidas mediante complementos vitamínicos y nutricionales para evitar problemas de salud.

Tipos de dietas vegetarianas

Cuando hablamos de dietas vegetarianas, es importante distinguir entre los diferentes subtipos que existen:

1. Lacto-ovo-vegetarianos. Consumen huevos y productos lácteos. Rechazan la carne de res, carne de ave y pescado. La mayor parte de las familias en España y Estados Unidos pertenecen a este grupo.

2. Lacto-vegetarianos. Además de vegetales, consumen leche y sus derivados, pero no consumen ningún tipo de carne.

3. Vegetarianos estrictos o veganos. Consumen alimentos de origen vegetal: verduras, frutas, cereales, semillas, aceites vegetales; y no consumen ningún alimento o condimento que contenga ingredientes de origen animal. Rechazan cualquier producto que contenga huevo o leche, como son los de panadería. 

4. Semi-vegetaranos. Normalmente siguen una dieta vegetariana pero, ocasionalmente, comen carne roja, ave o pescado.

Cuando una persona escoge seguir una dieta vegetariana, varias son las razones que le llevan a esta decisión: ya sea por salud, preocupación por el medio ambiente, piedad por los animales, consideraciones éticas o religiosas… Cualquiera que sean los motivos de llevar esete tipo de dieta, debemos saber qué ventajas y desventajas tiene para la salud de los niños. Para ello, hemos de tener en cuenta que, el niño, en los primeros años de vida, establece las bases de un crecimiento sano y adecuado, por lo que su alimentación en esta etapa es crucial.

Ventajas de la dieta vegetariana en los niños

- Ayuda a disminuir el riesgo de enfermedades crónicas de adulto que tiene su origen en la infancia, como son la diabetes, la hipertensión, enfermedades cardiovasculares, la artritis, y algunos tipos de cáncer.

- Crea una menor concentración del colesterol y un menor índice de masa corporal que los niños con una dieta mixta.

- Los vegetarianos suelen tener hábitos de vida más saludables, como hacer ejercicio de forma regular, no fumar, no consumir alcohol y comer moderadamente.

- La dieta vegetariana ayuda a poner en contacto al niño con todas las ventajas que le dan los alimentos funcionales. Poniéndoles sobre aviso de los riesgos de una alimentación más centrada en los fastfood.

- La ingesta de frutas y verduras es elevada, por tanto, el niño está cubierto en el consumo de las vitaminas y nutrientes inorgánicos necesarios para su organismo.

Desventajas de una dieta vegetariana en los niños

- Falta de planeación en los menús. Produce carencias nutricionales que pueden llevar a un retraso en el crecimiento del niño.

- El consumo excesivo de energía en forma de grasas saturadas. Esto se da en los vegetarianos que consumen huevos, leche e hidratos de carbono proveniente de panes, tortitas, arroz o pastas.

- El consumo de fibra puede elevarse hasta el doble de lo recomendado para la edad. Impide la absorción de algunos micronutrientes indispensables para el crecimiento del niño.

- El consumo de grasas puede ser tan bajo que puede comprometer el aporte total de energía: tiamina, niacina, vitamina B12 vitamina E, calcio, fosforo, magnesio y hierro.

- La capacidad del volumen del estomago de los niños está limitada. La gran cantidad de alimentos de baja densidad energética que se consumen en la dieta vegetariana puede ocasionar deficiencia de nutrientes que afectan al crecimiento del niño.

- Puede crear problemas emocionales en los niños. Estos problemas suelen estar asociados a no poder comer lo mismo que el resto de sus amigos o niños de su entorno.

- El seguimiento médico necesario que debe de seguir para cerciorarnos de que su crecimiento está siguiendo las pautas normales, puede suponer una carga pesada para el niño.

- Algunos estudios han demostrado que los niños que siguen una dieta vegetariana, sobre todo los menores de 5 años, tienden a tener una relación de peso, talla y edad, menor que el resto.

Noelia de Santiago Monteserín

Te puede interesar:

- Veganos, ¿los niños también pueden alimentarse solo de vegetales?

- Los niños y las verduras en su alimentación

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.