Juegos para disfrutar de tus hijos en los viajes

Juegos para los viajes de los niños
Foto: THINKSTOCK Ampliar foto

Viajar es una de las actividades más divertidas que podemos hacer en familia cuando tenemos hijos pequeños, pero también se puede convertir en una pesadilla si no prevemos ciertas situaciones con antelación, ya que tener a los niños "encerrados" en un espacio pequeño como puede ser un coche, el tren o el avión durante varias horas puede generar conflictos. Para evitarlos, te proponemos estos juegos para disfrutar de tus hijos en los viajes

Viajes con niños: aspectos a tener en cuenta

Aspectos importantes que hay que tener en cuenta cuando se va hacer un viaje con niños:

1.   Siempre va haber momentos de transición y de espera. En estas situaciones es donde existen más oportunidades de creación de conflictos, por lo que hay que ser muy conscientes de estos momentos para proporcionarles alternativas.

2.   Hay que tener en cuenta las edades de nuestros hijos y sus necesidades. No es igual un niño de 2 o 3 años  que necesita dormir la siesta que uno de 5 que no lo necesita.

3.   La logística tiene que estar muy organizada. Conviene tener a mano todas las cosas que pudiésemos necesitar (cambios de ropa, medicinas, crema solar, gorras, hoteles, trasportes...), así como todo lo necesario para los posibles imprevistos.

4.   Ármate de mucha dosis de paciencia y ganas de disfrutar en familia.

Prepara una bolsa de juegos de viaje

En los momentos de transición es donde, generalmente, más pueden aburrirse los niños, y por este motivo, surgen las peleas entre hermanos, las rabietas...  y nosotros como padres nos estresamos más. Estas situaciones son,  por ejemplo: las colas de los sitios que se van a visitar, la espera en los restaurantes mientras llega la comida, los momentos vacios en la habitación mientras nosotros hacemos o deshacemos maletas y los traslados de un lugar a otro. Para sobrevivir con éxito a estos momentos, es importante fabricarse una bolsa con todo tipo de juegos y accesorios para ofrecer alternativas a nuestros hijos. Así ellos pueden canalizar esa euforia y energía.

¿Qué tiene que contener una bolsa de juegos de viaje?

-   Pinturas y libretas
-   Cuentos pequeños
-   Juegos de preguntas, cartas o viaje que no ocupen mucho, hay muchos comercializados y fáciles de encontrar en librerías.
-   Muñecos pequeños o coches con los que poder jugar
-   Abalorios o pequeñas cuadritos de costura para hacer.
-   Pequeño reproductor de música y cuentos con cascos

Juegos a los que se puede recurrir que no requieren material
-   Veo veo
-   Adivinanzas
-   Contar historias locas, cada uno va diciendo una parte.
-   Al teléfono estropeado.
-   Juegos de palmas con canciones
-   Pulso chino de pulgares

Trucos para calmar a los niños en los viajes

Salir de viaje es una actividad intensa para los niños. Es normal que se pongan nerviosos durante el trayecto o que ya estén algo alterados incluso el día anterior. Por otra parte, también es normal que les cueste adaptarse a un sitio nuevo, ya que solemos cambiar un poco sus horarios y rutinas, y como no, suelen extrañar el nuevo alojamiento: la cama, la almohada, el baño...  Para minimizar todo esto y colaborar para que su adaptación sea más confortable, esto es lo que los padres podemos hacer:

1.  Dales información sobre el viaje. Es importante que cuando vamos a viajar con nuestros hijos, antes de salir o incluso durante el viaje. Les expliquemos y anticipemos a donde vamos, qué es lo que vamos a ver y a hacer. Este tipo de información les tranquiliza y les predispone a una mejor colaboración.

2.   Explícales qué esperas de ellos.  Es muy interesante que les expliquemos que esperamos de ellos en cada sitio o situación, cómo esperamos que se comporten en cada momento, por ejemplo, si vamos a ir a visitar un museo, es importante que sepan que en esos sitios se anda despacio, hablando muy bajito, que no se toca nada, que habrá momentos en los que se aburran y tienen que comunicárnoslo para buscar alguna solución.

3.  Planifica las actividades con los niños. Cuando viajamos con nuestros hijos, implicarles en la planificación de cada día tiene muchos beneficios. Al involucrarles en las decisiones y planificación de las excursiones y visitas en la medida que se pueda se sentirán más responsables de las mismas y tenderán a portarse mejor.

Eva María Díaz Sánchez. Profesora y educadora infantil. Directora de Aprender jugando en familia

También te puede interesar:

- Remedos contra los mareos de los niños en el coche

5 juegos para amenizar un viaje con niños

5 excursiones con niños por Andalucía

8 excursiones para descubrir Roma sin salir de España

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.