Los jóvenes españoles, entre los más prudentes en la carretera

Foto:
Foto: HACER FAMILIA Ampliar foto

La obtención del carnet de conducir supone uno de los grandes hitos en la vida de los adolescentes y de sus padres. Sin embargo, el hecho de ser un conductor principiante desencadena miedos y preocupaciones. En los primeros meses de tener el carnet de conducir, el riesgo de colisión entre los adolescentes es alto y unas de las causas son: la inexperiencia y su falta de conciencia.

Los jóvenes españoles al volante

Los jóvenes españoles se encuentran entre los más prudentes al volante de Europa, superando a polacos, sudafricanos y rusos en cuanto a cumplimiento de los límites de velocidad, según un estudio realizado por Goodyear. Un 40 por ciento de los jóvenes españoles admite pisar demasiado el acelerador. De la misma manera, son menos propensos a probar la velocidad máxima de sus coches, sólo un 19 por ciento lo hace, lo que puede estar regulado por la ley o los radares. Por ello, la falta de conciencia es la principal causa de accidentes en los jóvenes españoles.

La falta de conciencia, causa de accidentes en los jóvenes

De acuerdo con un estudio realizado por el fabricante de neumáticos Goodyear y la Asociación Europea de Autoescuelas (EFA) a instructores de seguridad vial, la causa principal de una conducción peligrosa en los jóvenes es la falta de consciencia de los accidentes. Los jóvenes tienen el doble de posibilidades de verse implicados en accidentes. Las principales causas son:

- Falta de consciencia de las consecuencias de los accidentes entre conductores noveles

- Consumo de drogas y alcohol.

- Distracción por los teléfonos móviles.

- Falta de experiencia.

- Delirios de inmortalidad.

- La idealización por parte de la cultura popular de la conducción temeraria.

El camino hacia la seguridad vial

Goodyear y la EFA se vuelven a unir para mejorar la seguridad vial de los jóvenes. Presentaron un estudio a finales de 2013, basándose en las opiniones de los instructores sobre cómo mejorar la seguridad vial para los jóvenes. A partir de esta encuesta nació el libro “Primer paso para conducir seguro: Mejorar la seguridad vial para conductores jóvenes”, donde se hace un llamamiento a los gobiernos de la eurozona para que se incluya información relacionada con el mantenimiento del propio vehículo en los exámenes, así como, la búsqueda de una mejora en todos los modelos de test.

El entorno y la educación en la seguridad vial

Los padres continúan ejerciendo una actitud positiva en los hijos una vez se han sacado su carnet de conducir, pero surgen diferencias entre los que todavía conviven con sus padres y los que ya se han independizado. Los jóvenes que viven por su cuenta son más agresivos al volante en comparación con los que viven con sus padres. También, aquellos conductores jóvenes que dejaron sus estudios a una edad temprana, hasta los 18 años, son más propensos a comente errores y a desobedecer las señales que los que siguieron con sus estudios.

Noelia de Santiago Monteserín

Te puede interesar:

- Piden que la educación vial sea obligatoria en el colegio

- Educación vial para niños

- Más seguridad para las familias en el coche

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.