Implicar al padre en la lactancia para favorecerla

Los beneficios de implicar al padre en la lactancia.
Los beneficios de implicar al padre en la lactancia. - ISTOCK

La lactancia no solo asegura el alimento de los más pequeños durante sus primeros meses de vida, sino que además les brinda un sustento que les ayuda a prevenir infecciones y otro tipo de problemas de salud. Por ello los pediatras animan a que las madres den el pecho a sus recién nacidos con el fin de que tanto ellas como sus hijos reciban los beneficios que esta práctica asegura.

¿Cómo fomentar que las madres se decidan por la lactancia? La respuesta, tal y como aseguran desde Acción Contra el Hambre pasa por implicar al padre en esta actividad. Y es que aunque no sea el hombre quien dé el pecho a sus hijos, su participación activa dentro favorece que la ingesta de leche materna por parte de los bebés sea una rutina dentro los hogares.

La importancia del entorno

Desde la ONG Acción Contra el Hambre se ha realizado una encuesta a nutricionistas de los 5 continentes con el fin de conocer su visión sobre qué es necesario para poder favorecer la presencia de la lactancia en los hogares de todo el mundo. La respuesta más común fue "la implicación del entorno en el que se desarrolla la mujer", en especial del padre durante este proceso.

Un buen ejemplo lo ofrece Jennifer Guzmán, responsable del programa de nutrición de Acción contra el Hambre en Colombia: "en algunas zonas de Colombia se la considera como una responsabilidad exclusiva de la mujer, encontrando escaso o nulo apoyo en la pareja o en la comunidad a esta práctica".

Por su parte, Antonio Vargas, responsable de salud y nutrición de Acción contra el Hambre, añade lo siguiente: "No podemos seguir afrontándolo como un tema femenino. Hay que trabajar con los hombres para que entendamos la importancia crucial de la lactancia materna exclusiva hasta los seis meses para la salud del pequeño, y que podamos facilitarla derribando percepciones negativas asociadas al hecho de amamantar y liberando a la mujer de carga de trabajo que la obstaculiza."

Cómo implicar a los padres

Ya se ha visto la importancia de implicar a los padres en la lactancia. Ahora toca saber cómo debe realizarse este proceso de participación. Desde Amagintza, asociación que desarrolla servicios de información y apoyo a las madres que den el pecho a sus hijos, dan los siguientes consejos:

- El padre no debe suplantar ni a la madre ni al bebé. Una relación entre dos personas no puede establecerse ni funcionar si una de ellas es suplantada frecuentemente por un tercero.

- El padre ha de favorecer la relación especial entre la madre y el bebé, encontrando su propio nuevo modo de relación con ambos. Este vínculo puede ir sentando unas sólidas bases sin necesidad de suplantar ni interferir en la lactancia materna, mediante actividades como cambiar los pañales, bañar, pasear al bebé, llevarle en brazos o en mochila, tenerle en brazos, dormir junta toda la familia, enseñarle libros y dibujos, hablar cantar jugar y bailar, darle masaje, etc.

- El padre debe encargarse del funcionamiento material de la casa, es decir que proporcione a madre el soporte material necesario para evitar preocupaciones excesivas que la distraigan de su centro de atención afectiva. En este sentido el hombre debe realizar una mayor cantidad de labores domésticas que abarcan desde asegurar un entorno limpio hasta acudir al supermercado a hacer la compra, así como cocinar.

Damián Montero

Te puede interesar:

- La lactancia materna vale la pena

- 3 claves de la lactancia materna

- Lactancia materna y vuelta al trabajo

- Mitos de la lactancia materna

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.