. Laia Casadevall: "A día de hoy en España parir en casa es un privilegio y esto no es justo"
Actualizado 26/09/2022 12:09

Laia Casadevall: "A día de hoy en España parir en casa es un privilegio y esto no es justo"

Entrevista a la matrona Laia Casadevall
Entrevista a la matrona Laia Casadevall - ISTOCK

Laia Casadevall, matrona por vocación, se formó en Inglaterra donde el parto respetado y las matronas tienen un protagonismo especial. A su vuelta, comenzó a atender solo partos en casa en Cataluña y fruto de esa experiencia acaba de publicar Parir en casa (Vergara). Actualmente es vicepresidenta de la Asociación de Comadronas del Parto en Casa en Cataluña y activista en redes sociales del parto en casa.

La experiencia del parto en casa

Las mujeres hemos parido en casa a lo largo de la historia, pero ¿cómo hacer entender a una mujer de hoy que un parto en casa es tan seguro como un parto hospitalario?
La información es clave. Sabemos por evidencia científica de calidad que el parto en casa de hoy en mujeres de bajo riesgo, atendidas por matronas expertas y en un sistema donde hay posibilidad de hacer un traslado seguro a menos de 30 minutos de distancia, es una opción igual de válida y segura que el parto hospitalario. De hecho, en mujeres de bajo riesgo, el parto en casa ha demostrado incluso ser más seguro ya que reduce el número de intervenciones innecesarias en el parto como las episiotomias, el uso de epidural, los partos instrumentados o las cesáreas. Además, el hecho de respetar la fisiología del parto reduce el riesgo de complicaciones como la hemorragia posparto, las infecciones maternas o los desgarros perineales severos. Y lo más importante, las mujeres que paren en casa muestran una experiencia más positiva que las que paren en hospital.
Parir en casa hoy en día nada tiene que ver con el parto en casa de antes, sin recursos, sin material, sin controles prenatales, higiene adecuada, salubridad, acceso seguro a hospitales. El parto en casa de hoy es precisamente seguro porque, sin renunciar a los avances médicos, hacemos un uso responsable de las intervenciones en el parto, hay una continuidad de cuidados por expertas, respetamos la fisiología más básica y tenemos un plan de traslado establecido y meticulosamente planificado por si surge alguna desviación de la normalidad.

Y el bebé en camino y recién nacido ¿también cuenta con esa misma seguridad si viene al mundo en su propio domicilio?
Así es, la evidencia científica disponible nos muestra que los bebés nacidos en casa de madres de bajo riesgo tienen resultados perinatales iguales a los nacidos en hospital de madres de bajo riesgo. Es decir, las probabilidades de ingreso en una UCIN o de necesitar ayuda a la transición respiratoria por ejemplo, son las mismas si naces en un hospital o en casa cuando se trata de embarazos de bajo riesgo. Además, las matronas de parto en casa estamos formadas en emergencias obstétricas y llevamos el material necesario por si surge alguna complicación poder actuar, resolver o estabilizar hasta que lleguen los equipos de emergencias si fuera preciso. Pero hablamos de casos anecdóticos por suerte.

¿Qué busca una mujer que quiere un parto en casa?
Busca seguridad, comodidad, continuidad de cuidados, intimidad y respeto a su autonomía.

¿Se puede parir en casa con epidural?
No. Un parto con epidural no es un parto fisiológico sino medicalizado. Los partos medicalizados conllevan riesgos añadidos al parto fisiológico. Cada intervención en el parto tiene sus riesgos. Por ejemplo, una epidural afecta la movilidad de la mujer, el control de esfínteres y conlleva la necesidad de monitorizar continuamente a la madre y al bebé por el riesgo de hipotensión materna o bradicardia fetal. Todo esto no es posible en casa, y de hecho no es lo que busca una mujer que elige parir en su domicilio.En casa solo atendemos parto completamente fisiológicos donde la mujer tiene el poder y el control de su cuerpo, no hay interferencias de fármacos o analgesia farmacológica y por este motivo el riesgo de que surjan complicaciones es muy bajo.

¿Por qué una profesional como tú, con tanta experiencia, recomienda el parto en casa?
Yo no recomiendo un tipo de parto o un lugar determinado para parir. Reivindico el derecho de elección al lugar de nacimiento de cada mujer. Porque parir en casa es un derecho reconocido por la corte europea de derechos humanos. Y los estados miembros deberían garantizar su acceso libre. A día de hoy en España parir en casa es un privilegio y esto no es justo. Toda mujer merece parir donde ella se sienta más segura. Y esto puede ser en su casa, en un centro de nacimientos, una casa de partos o un hospital. Todas las opciones igual de válidas y los profesionales no somos nadie para entrometernos en las decisiones y en la vida personal e íntima de las mujeres. Estamos para informar y acompañar desde el respeto y la ciencia.

¿Quién puede y quién no parir en casa?
El parto en casa se recomienda, de entrada, en mujeres de bajo riesgo. Esto significa que el embarazo es normal, no hay antecedentes relevantes, no hay complicaciones ni factores de riesgo y las pruebas han salido normales. Se recomienda que el embarazo sea a término, de un solo bebé y en presentación cefálica.

Las mujeres con algún factor de riesgo asumible no están excluidas del parto en casa si así lo desean. Lo importante es valorar a cada mujer de forma individual e informarle adecuadamente para que pueda tomar una decisión libre. ¿Qué es lo que se hace cuando el parto se complica en el último momento si se ha decidido un parto en casa?
Los partos fisiológicos no se suelen complicar de un momento a otro como nos han hecho creer. Hay señales o desviaciones de la normalidad que la matrona puede identificar con tiempo y proceder a un traslado seguro y tranquilo en caso de necesidad. El porcentaje de traslados de parto en casa es de un 14 por ciento, la mayoría de ellos no son urgentes. Esto no quiere decir que un parto no se puede complicar, claro que sí. Pero partimos de la ventaja de que en partos donde se respeta la fisiología esto es poco frecuente. Si ocurre una complicación como una hemorragia posparto, por ejemplo, las matronas de parto en casa estamos formadas en emergencias obstétricas, llevamos material y medicación para solventar estas emergencias y tenemos protocolos establecidos muy rigurosos. Según el estudio publicado por Alcaraz et al 2021 sobre el parto en casa en Cataluña, las hemorragias posparto que ocurrieron en casa durante el periodo de estudio fueron todas solventadas en el propio domicilio de la mujer, así como las distocias de hombros, y sin secuelas para los bebés. Hay veces que se puede necesitar un traslado urgente porque la emergencia que se nos presenta no se puede solventar en casa. En estos casos, se llama a emergencias y mientras la matrona estabiliza se espera los servicios de emergencias, procediendo así a un traslado seguro y urgente al hospital público de referencia.

¿Cómo debemos adaptar nuestro dormitorio, baño y resto de la vivienda para parir en casa?
De ninguna forma especial. No se necesitan grandes espacios ni cambios en casa para parir. Simplemente se necesita agua potable, calefacción, electricidad, higiene básica y un acceso fácil. Además, pedimos una lista de material básico a las familias y el material médico o específico del parto lo llevamos las mismas matronas.

¿Qué opinas de la versión híbrida de convertir los paritorios hospitalarios en entornos humanizados?
Los centros de nacimientos o casas de parto son necesarios y una muy buena opción intermedia para mujeres que desean un parto de baja intervención, pero en un entorno hospitalario. Es un modelo emergente en países europeos desde hace años, pero aquí nos cuesta mucho avanzar. Sabemos que las casas de partos se asocian a menor riesgo de intervenciones y mejor experiencia materna en comparación con el parto hospitalario y por lo tanto es una opción valida y segura para un gran numero de mujeres. Las mujeres tenemos derecho a elegir donde queremos parir, y esta es una opción más que el sistema debería garantizar. De momento en España disponemos solo de dos centros de nacimientos en Cataluña, pero hay intención de ir expandiendo esta opción.

¿Qué hay de cierto de que hasta que el parto en casa no se incluya en el Sistema Nacional de Salud no es una opción segura?
Lo importante es, más que su inclusión, la coordinación entre todos los implicados. Y esto se puede conseguir sin incluir el parto en casa en el sistema de salud. Es clave que las matronas independientes se puedan coordinar con los sistemas de emergencia y los centros hospitalarios. No podemos perder de vista que el objetivo común de todos es la seguridad de las madres y las criaturas, así como mejorar la experiencia de las mujeres. Siempre ha habido y habrá mujeres que desean parir en casa, esto es un hecho. Por lo tanto, el sistema debe ponerse las pilas para proteger a todas las usuarias y sus derechos, independientemente del lugar de parto y nacimiento que elijan. Y de hecho, sabemos gracias al estudio de Lucia Alcaraz et al (2021), que las matronas de parto en casa en Cataluña estamos trabajando muy bien con unos resultados admirables y que van en sintonía con los estudios internacionales publicados sobre parto en casa, a pesar de no estar integrado en el sistema en Cataluña. Trabajar bien no depende de su inclusión, sino repito, de la coordinación. Y en Cataluña estamos poniendo muchos esfuerzos para conseguir esta coordinación segura.

Marisol Nuevo Espín

Te puede interesar: 

- El parto en casa

La cesárea y los cuidados posteriores

Cómo evitar una cesárea innecesaria

Los mitos de la barriga de la embarazada

Más información