Actualizado 14/01/2022 12:34 CET

Cómo lidiar con la incertidumbre

¿Qué Pasará...? Vivir Con La Incertidumbre
¿Qué pasará...? Vivir con la incertidumbre - ISTOCK

La vida está llena de incertidumbre y preocupaciones sobre el futuro. Si bien muchas cosas permanecen fuera de tu control, tu mentalidad es clave para hacer frente a circunstancias difíciles y enfrentar lo desconocido con la mayor confianza posible.

El papel de la incertidumbre en la vida

La incertidumbre nos rodea, hoy más que nunca. Ya sea que se trate de una pandemia mundial, la economía o sus finanzas, salud y relaciones, gran parte de lo que nos espera en la vida sigue siendo incierto. Sin embargo, como seres humanos, anhelamos seguridad. Queremos sentirnos seguros y tener una sensación de control sobre nuestras vidas y nuestro bienestar.

El miedo y la incertidumbre pueden hacer que te sientas estresado, ansioso e impotente sobre la dirección de tu vida. Puede agotarte emocionalmente y atraparte en una espiral descendente de interminables "qué pasaría si" y los peores escenarios sobre lo que puede traer el día de mañana.

Todos somos diferentes en cuanto a la cantidad de incertidumbre que podemos tolerar en la vida. Pero todos tenemos un límite. Si te sientes abrumado por la incertidumbre y la preocupación, es importante que sepas que no estás solo. También es importante darse cuenta de que no importa lo impotente y desesperanzadoque te sientas, hay varias cosas que puedes hacer para lidiar mejor con las circunstancias incontrolables, aliviar la ansiedad y enfrentar lo desconocido con más confianza.

Aprendiendo a lidiar con la incertidumbre

La incertidumbre es una parte natural e inevitable de la vida. Muy poco acerca de nuestras vidas es constante o totalmente cierto, y aunque tenemos control sobre muchas cosas, no podemos controlar todo lo que nos sucede. Como demostró la pandemia de coronavirus, la vida puede cambiar muy rápidamente y de manera muy impredecible.

Para hacer frente a toda esta incertidumbre, muchos de nosotros utilizamos la preocupación que nos crea una sensación de falso control en nuestras vidas. La preocupación crónica no te dará más control sobre eventos incontrolables; simplemente te roba el disfrute en el presente, agota tu energía y te mantiene despierto por la noche. Pero hay formas más saludables de hacer frente a la incertidumbre, y eso comienza con el ajuste de tu mentalidad.

Consejos para lidiar con la incerdidumbre

Los siguientes consejos pueden ayudarte a:

- Enfocarte en controlar aquellas cosas que están bajo tu control.

- Desafiar tu necesidad de certeza.

- Aprender a tolerar mejor, incluso a abrazar, la inevitable incertidumbre de la vida.

- Reducir tus niveles de ansiedad y estrés.

Lidia activamente con tus emociones

Cuando las circunstancias están fuera de tu control, es fácil sentirse abrumado por el miedo y las emociones negativas. Puedes pensar que reprimir lo que sientes, tratar de ser valiente o forzarte para ser positivo proporcionará el mejor resultado. Pero negar o reprimir tus emociones solo aumentará el estrés y la ansiedad.

Desafía tu necesidad de certeza

Si bien la incertidumbre y el cambio son partes ineludibles de la vida, a menudo adoptamos comportamientos para tratar de sobrellevar la incomodidad que pueden traer. Libera y deja la mochila de tener el 100% de certeza sobre lo que sucederá.

Evita procrastinar

Al no tomar decisiones, esperas evitar la incertidumbre que inevitablemente sigue. Evita retrasar o posponer las situaciones por suponer que pueden suceder cosas malas.

Concéntrate en el presente

Una de las formas más seguras de evitar preocuparse por el futuro es concentrarse en el presente. En lugar de tratar de predecir lo que podría suceder, cambia tu atención a lo que está sucediendo en este momento. Al estar completamente conectado con el presente, puedes interrumpir las suposiciones negativas y las predicciones catastróficas que pasan por tu mente.

Puedes aprender a centrar tu atención deliberadamente en el presente a través de la atención plena. Con la práctica regular, la atención plena puede ayudarte muchísimo, más de lo que te imaginas, a cambiar tu preocupación por las cuestiones futuras a una apreciación más fuerte del momento presente, así como a calmar tu mente, aliviar el estrés y mejorar tu estado de ánimo en general.

Usar la atención plena para mantenerte enfocado en el presente puede requerir perseverancia. Inicialmente, es posible que descubras que tu enfoque sigue volviendo a tus miedos y preocupaciones futuras, pero sigue así. Cada vez que vuelves a centrar tu atención en el presente, estás fortaleciendo un nuevo hábito mental que puede ayudarte a liberarte de la incertidumbre.

Pon en práctica tu resiliencia

Cuando activas tu resiliencia te haces más flexible ante las situaciones duras, sorpresivas y difíciles de digerir. La resiliencia te permite digerir mucho mejor las circunstancias y encontrar esa fuerza interior que vive en cada uno de nosotros. Es una de las herramientas más valiosas que tenemos y este es el momento de aprovecharla para impulsarnos a lo largo de nuestra vida.

En resumen, está en nuestras manos darle mayor o menor poder a la incertidumbre. Pon en práctica estas pautas y no solo te ayudará en tu vida sino también servirás de ejemplo para quienes te rodean.

Gabriela García González. Autora del libro El Poder de Tu Resiliencia y de La Mejor Coach para tus Hijos ¡eres tú! es una referente del Coaching para Niños y el Empoderamiento infantil y Femenino. Educadora, Experta en Desarrollo Personal integral, Conferencista internacional y Formadora de Emprendimientos desde el Ser para mujeres.

Te puede interesar:

- 5 claves para bajar la escalera de las preocupaciones

- 5 trucos para vencer la ansiedad

Cuatro formas de mejorar tu resiliencia, según la psicología

- Cómo puedes ayudar a que tus hijos superen cualquier incertidumbre

Contador

Para leer más