Actualizado 21/04/2022 14:51

Alergia a los gatos: cómo convivir con los felinos sin sufrir

¿Cómo Vivir Con Un Gato Si Tienes Alergia?
¿Cómo vivir con un gato si tienes alergia? - ISTOCK

Los meses de primavera son uno de los momentos en los que se produce la muda de pelo en los gatos, ya que su cuerpo se prepara para resistir a los cambios de temperatura y por este motivo se multiplican los síntomas de las personas que sufren reacciones alérgicas a los felinos. Pero, tener alergia no es incompatible con poder convivir con ellos.

Estornudos, mucosidad, ojos rojos e irritados... La llegada de un gato a casa puede desencadenar una respuesta inesperada: la aparición de una reacción alérgica al nuevo felino, algo que no es para nada inusual entre la población española. De hecho, según estudio de la Universidad Politécnica de Valencia, entre el 15 y el 30% de las personas con alergia sufren reacciones alérgicas también a los gatos.

Cómo convivir con los gatos sin sufrir

No obstante, la alergia al gato no siempre es motivo para que un felino deje de vivir en casa, ya que si eres alérgico hay muchas cosas que puedes hacer para que convivir con gatos sea compatible, en especial durante estos meses, ya que la primavera es una de las épocas en la que los felinos mudan el pelo.

La higiene en casa, al día

Esto no es una sorpresa para nadie que tenga alergias habituales al polen o al polvo: la limpieza de la casa es fundamental, también cuando hablamos de alergia a los gatos. Es muy importante abrir las ventanas todos los días, limpiar el polvo y el suelo, y cepillar o aspirar alfombras y sofás para deshacernos del pelo de gato.

La bandeja de arena, más limpia que nunca

Mantener adecuadamente la bandeja de arena también es fundamental, ya que los alérgenos de la saliva, el pelo y la caspa que causan la alergia, también podrían encontrarse en la orina del gato. "La principal ventaja de usar arenas aglomerantes es que el mineral forma una bola al entrar en contacto con el líquido, atrapando la humedad y los malos olores. Con estas arenas, es más fácil deshacerse diariamente de las sustancias que provocan malestar y de paso mantener a nuestro gato limpio y contento", explica Ignacio Duch, I&D manager de Sanicat.

Lávate las manos con frecuencia

Es importante intentar no tocarse la cara cuando se juega con el gato o al acariciarlo; y lavarse las manos inmediatamente después. Las reacciones alérgicas más comunes como rinitis o enrojecimiento de piel pueden aparecer de forma inmediata e incluso en las 12 horas siguientes, por lo que actuar con rapidez es clave para la prevención.

Cepilla a tu gato

Los cepillados del gato también son importantes para eliminar la caspa que causa la alergia, en especial, durante las mudas de pelo, como la que ocurre ahora en primavera. Este aseo del peludo amigo debería realizarlo una persona que no sea alérgica, por lo que la colaboración en el hogar es también fundamental.

En el caso de que, aun aplicando estos consejos, las reacciones alérgicas sigan siendo severas, es importante la responsabilidad con el animal. "El abandono nunca no ha de ser considerado una opción y la recomendación sería buscar un nuevo hogar para los gatos, donde les cuiden y les mimen como merecen", añade Ignacio.

Marina Berrio
Asesoramiento: Ignacio Duch, I&D manager de Sanicat

Te puede interesar: 

- Asma en niños: causas y sintomas

- Alergia a los animales, a qué se debe y cómo tratarla

- Niños con alergia a la leche

- Las alergias alimentarias no se pueden prevenir

- Alergias alimenticias en el bebé

Contador

Más información