Periodo entretiempo, cómo evitar los riesgos para la salud

El periodo de entretiempo puede provocar problemas de salud.
ISTOCK

El inicio del otoño supone una etapa un tanto extraña a lo que a temperaturas se refiere. Unas veces el día pide vestir en camiseta de manga corta, y al siguiente es posible salir a la calle y encontrar lluvia y frío. Este momento es denominado por muchos como el "entretiempo", la cual puede dar lugar a problemas de salud, especialmente catarros.

¿Cómo decidir el vestuario en esta época del año? ¿Cómo pueden prevenirse los problemas de salud que tan a menudo se relacionan con este "entretiempo"? Por fortuna no es difícil mantener a ralla los catarros y otras afecciones relacionadas con esta etapa del otoño.

Cuidando el vestuario

Es cierto que la meteorología en esta época del año se trastorna mucho y puede hacer que los padres no sepan cómo vestir a sus hijos. Frío por la mañana, calor al mediodía e incertidumbre por la tarde. La respuesta a estas alteraciones lo mejor es prevenir que curar. Una pequeña chaqueta nunca viene mal y siempre es tenerla a mano para una posible repentina caída de las temperaturas a la caída del sol.

En caso de no hacer falta, siempre se puede portar en la mano o dejar en el coche mientras no se use y recurrir a ella en caso de que sea necesario. También hay que tener en cuenta que sudar en exceso puede ser perjudicial y dar lugar a los problemas de salud. Si empiezan a sobrar mangas, no hay que dudar en desabrigarse un poco pero sin pasarse ya que el contraste puede dar lugar a bajadas de defensa que propicien el catarro.

Recapitulando, lo ideal es vestir por capas. Cada uno de estos niveles de vestimenta representa un estado, por ejemplo, el último puede ser una camiseta de manga corta o larga fina para favorecer la transpiración en caso de subida de temperatura. A partir de aquí se pueden ir añadiendo prendas en función de las necesidades meteorológicas de la situación.

Cuidado con el estilo de vida

No hay que olvidarse del sistema inmune en esta época del año. En esta etapa es posible que la bajada de las defensas de lugar a resfriados y otros problemas de salud, por lo que no hay que olvidarse de un buen estilo de vida. Lo primero que se ha de tener en cuenta es el horario de sueño, las horas de descanso son imprescindibles para mantener el cuerpo en buen estado.

Una dieta equilibrada es importante para el sistema inmunitario. La comida es el combustible del organismo y si esta es de mala calidad, el resultado será el mismo. Y por supuesto, una buena alimentación debe ser acompañada de secciones de ejercicio a menudo y de un abandono de la vida sedentaria. Aunque sea un breve paseo por el parque, siempre se ha de procurar mantener activos a los más pequeños.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Reducir el uso de antibióticos aumenta las defensas

- 4 formas de evitar la resistencia a los antibióticos

- Cómo curar los resfriados del bebé

- Siete errores en torno a la gripe y el resfriado

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.