Las 20 cosas que más estresan a los padres, según un estudio

2.000 Padres Desvelan Lo Que Más Les Estresa En Casa.
ISTOCK

Tener hijos es la mayor ilusión de cualquier pareja, pero afrontar el día a dia y conciliar el trabajo laboral con ser padre es un reto que no siempre es fácil. Uno de los ingredientes necesarios en esta etapa de la vida es la paciencia. Hay que reconocerlo, son muchas las situaciones que nos pueden estresar como padres. ¿Cuáles son los momentos que más ponen a prueba la paciencia de la mayoría de los padres?

A esta pregunta ha querido contestar el estudio elaborado por BPMe, que se ha centrado en analizar el día a día de unos 2.000 padres con el fin de revisar cuales son las 20 situaciones que más estresan a papá y a mamá. 

Las 20 cosas que más estresan a los padres

Según el estudio elaborado por BPMe, éstas son las situaciones que más estrés causan a los padres:

1. Cuando los niños enferman.

2. La hora de mandarlos a la cama.

3. Cuando hay que comer algunos platos.

4. Cuando tienen que dejar de ver la televisión o pararles el uso de sus smartphones.

5. Cuando deben ordenar sus habitaciones.

6. Cuando deben limpiarse los dientes.

7. Los horarios de comida.

8. Conseguir que lleguen a tiempo a clase.

9. Despertarlos para ir al colegio.

10. Vestirlos para ir al colegio.

11. La compra semanal.

12. Asegurarse de que han hecho sus deberes.

13. Recordar las fechas importantes en el colegio.

14. Conseguir que se coman todo el plato.

15. La hora del baño.

16. Revisar el azúcar de algunas comidas.

17. Sacarlos de la cama.

18. Comprar nuevas ropas.

19. Recordarles sus deberes.

20. Ponerles los zapatos por la mañana.

Cómo mantener la paciencia

Ser padre no es un trabajo fácil. Hay que mantener la paciencia para evitar que el estrés derive en una situación de malestar en la familia. Estos son algunos consejos para ello:

- No ponerse a la misma altura de los hijos durante los berrinches de los mismos.

- Nada de castigos físicos, y si se escapa algún cachete, siempre pedir perdón.

- Cero comentarios despectivos o comparaciones que puedan herirles.

- Un cumplido cuando hagan las cosas bien, que entiendan que esa es la actitud que se espera de ellos.

- Aceptar los defectos y tratar de solucionarlos en lugar de castigarlos. Una mentalidad constructiva tendrá mejores efectos a largo plazo que un castigo puntual.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Límites en la educación: ¿por qué debemos marcar normas a los niños?

- La disciplina: ¿cómo fomentar la autodisciplina en los niños?

- La responsabilidad. Educar en valores

La rutina de los niños: 4 consejos para no abandonarla en verano

Contador
Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.