Actualizado 09/05/2020 14:12:47 +00:00 CET

Teletrabajo, confinamiento y conciliación: el estrés durante el coronavirus

El tiempo en casa y el teletrabjo dispara el nivel de estrés en las familias de España.
El tiempo en casa y el teletrabjo dispara el nivel de estrés en las familias de España. - ISTOCK

La alarma sanitaria nos ha llevado a una situación de confinamiento que se acerca a su segundo mes. Si bien poco a poco las medidas de desescalada están dando cierta libertad a las salidas en familia, los hogares de todo el país siguen marcados por una agenda: permanecer en casa para evitar contagios. Muchos padres y madres han seguido su vida laboral a través del teletrabajo, modalidad a distancia que también marca la vida académica de sus hijos.

Y, aunque pueda parecer irónico, esta situación no está favoreciendo la conciliación. Los hijos reclaman más horas de atención de sus padres, quienes tampoco pueden perder la vista de sus pantallas para seguir con sus obligaciones laborales. ¿Cómo están llevando estos momentos los progenitores de España? Desde la Universitat de Valencia han elaborado un estudio para descubrir cómo se afronta este contexto dentro de los hogares.

Las madres, más estresadas

La finalidad del estudio, que ha contado con Cristina Benlloch y Empar Aguado, profesoras del Departamento de Sociología y Antropología Social de la Universitat de València, y la politóloga-jurista Anna Aguado, como autoras principales, es la de descubrir las alteraciones que el confinamiento está produciendo en la vida cotidiana. "Es necesario un análisis sobre las dificultades que afrontan las mujeres que tienen que compaginar las cargas familiares con su jornada laboral a través del teletrabajo", indica Aguado.

Los resultados de esta investigación muestran que el seguimiento escolar de los hijos sigue desarrollándose por las madres, incluso durante el confinamiento. Una situación hecho que se ha convertido en un elemento de ansiedad y estrés añadido al hecho de teletrabajar. Cristina Benlloch explica: "Es habitual por parte de las madres teletrabajar durante la madrugada, bien sea retrasando el momento de ir a la cama o levantándose antes que el resto de miembros de la familia".

Una situación de estrés que se suman a las que de por sí trae el confinamiento. Preocupación por contraer el coronavirus, miedo por los seres queridos, incertidumbre respecto al futuro. Un cóctel perfecto que puede hacer que la salud mental se resienta, y la estabilidad dentro de casa se tambalee. Por ello, hay que intentar combatir estos y animar a que todos en casa participen en rutinas como las que proponen los expertos de la Clínica Mayo.

Combatir el estrés entre todos

Aunque la mayoría se llevan a cabo de manera individual, los profesionales de la Clínica Mayo recomiendan poner en marcha rutinas como las siguientes:

- Mantener rutinas normales. Apostar por un horario regular es importante para la salud mental. Además de mantener una rutina regular para el momento de irse a la cama, también hay que centrarse en los momentos de las comidas, bañarse, de trabajo o de estudio, y ejercicio.

- Mantenerse ocupado. Las distracciones son las mejores aliadas para romper con el ciclo de pensamientos negativos que alimentan la ansiedad. Los hogares deben conocer y apostar por pasatiempos que puedan hacerse en casa, identificar nuevos proyectos o algo tan simple como organizar los armarios.

- Concentrarse en pensamientos positivos. La mente debe focalizar su atención en las cosas positivas en la vida en lugar de hacerlo en las malas noticias o en el pesimismo.

- Establecer prioridades. No se trata de realizar una lista infinita de cosas por hacer, sino de objetivos reales, tanto a nivel profesional como individual. Hay que fijarse metas razonables todos los días, y hacerse un esquema de los pasos para lograrlas.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Teletrabajo y conciliación familiar: la oportunidad del coronavirus

- Barreras para conciliar vida laboral y familiar

- La conciliación: el techo de cristal de la mujer

- Teletrabajo, la mejor solución para la conciliación

Contador