Actualizado 07/08/2020 15:33 CET

Mitos sobre los piojos, ¿hay alguno real?

¿Es Verdad Lo Que Te Han Contado Sobre Los Piojos?
ISTOCK

Los niños ya están en las escuelas, la vuelta al cole se ha consumado y con ella también han regresado muchas otras cosas, como los deberes o los tan temidos piojos. Estos seres tan pequeños se convierten en un auténtico quebradero de cabeza en los hogares de muchas familias. Sus picores y su rápida expansión entre las cabelleras de los miembros de una casa explican este temor.

Pero entre todo el mar de cosas que se cuentan sobre los piojos, se encuentran verdades y también mitos. No todo lo que se dice sobre ellos es cierto y muchas familias se encuentran siguiendo indicaciones que no son reales. Por ello, desde Stop Piojos se han recopilado una serie de materias que se dicen sobre estos seres tan pequeños.

Lo que se dice sobre los piojos

En grupos de padres y madres, en reuniones de amigos o en el mismo patio del recreo. En todos estos lugares seguramente el tema de conversación haya tratado sobre los piojos y se haya sacado a la luz alguno de estos puntos:

A los piojos les gusta un cabello sucio
Mito falso. A los piojos les gusta tanto el pelo limpio como el sucio, de hecho incluso prefieren un cabello cuidado porque les permite una mejor movilidad.

El cabello graso tiene menos piojos
Mi verdadero. Los piojos suelen decantarse por cabellos sin o con poca grasa, ya que no les gustan las sustancias oleaginosas en su hábitat. En algunos casos se utilizan diferentes tipos de aceite como método preventivo para este problema.

Lavar mucho el pelo hace que los piojos desaparezcan
Mito falso. Los piojos resisten el agua. Un claro ejemplo es que muchos contagios entre los más pequeños se dan en las piscinas o en espacios donde hay agua.

El vinagre mata a los piojos
Mito falso. Es cierto que el vinagre puede usarse como complemento al tratamiento con pediculicidas, pero nunca ha de sustituirlo. Este producto facilita que las liendres se despeguen del cuero cabelludo. Se recomienda usarlo con poca frecuencia ya que desprende un fuerte olor que crea rechazo en los niños.

Únicamente los niños tienen piojos
Mito falso. El contagio aparece en todas las edades, los piojos pueden afectar también a los adultos y ancianos, por ello los padres de los niños con piojos también deben tomar medidas para evitar el contagio. Si bien es cierto que los más pequeños padecen más este tipo de infestaciones en el entorno de colegios, pero esto se debe a que es más común su contacto con otros compañeros al compartir pupitres

Los piojos sólo viven en la cabeza
Mito falso. Los piojos pueden vivir de hasta horas fuera de la cabeza, por este motivo se debe tener mucho cuidado con: peines a compartir, sábanas y almohadas, gorros y bufandas si es invierno, etc. Por este motivo es recomendable lavar prendas y otros utensilios capilares a más de 50 grados, ya que no resistirán esas temperaturas.

Las liendres también se contagian
Mito falso. Lo único que se contagian son los piojos porque las liendres no pueden moverse y por lo tanto no pueden consumar un contagio. Si se aprecian liendres es porque ha habido un contagio previo.

Los piojos saltan de una cabeza a otra
Mito falso. Los piojos no saltan ni vuelan, su contagio se debe a la proximidad de las cabezas de las personas. También se pueden transmitir a través de gorros, cascos, o ropa de casa si ha existido contacto directo con el pelo.

Las niñas tienen piojos con más frecuencia que los niños
Mito cierto. Las niñas presentan con más frecuencia piojos en sus cabelleras, posiblemente, esto se deba al mayor contacto físico que se produce entre ellas a la hora de jugar.

Los animales pueden transportar piojos
Mito falso, los piojos que infectan a los humanos no viven en las mascotas u otros animales.

Los pediculicidas químicos crean resistencias
Mito cierto. Algunos productos pediculicidas con agentes químicos pueden generar resistencias, por ello se recomiendan usar estos artículos junto con otros para que se puede eliminar el problema y que asegura su eficacia.

Damián Montero

Te puede interesar:

- Todo lo que debes saber sobre los piojos

Prevenir el contagio de piojos en los niños