El ejercicio en la infancia

Foto:
Foto: HACER FAMILIA Ampliar foto

La salud es lo que importa y la actividad física es esencial para mantenerla y prevenir enfermedades. El ejercicio físico ayuda a controlar el peso y la tensión arterial, fortalece los huesos y los músculos. También es importante para la mente, mejorando el estado de ánimo, aumentando la autoestima y haciéndonos sentir mejor.

¡Cuesta muy poco y es barato! Empezar es mucho más fácil de lo que parece. Andar, correr, ir en bici, jugar, nadar, saltar a la comba, patinar, bailar... Elige la actividad que más te guste y no pasa nada porque las niñas jueguen a fútbol y los niños salten a la comba. Un paseo también vale, ¡hasta ayudar en las tareas de casa!

Regularidad y moderación para el deporte infantil

Moderado y a diario siempre es mejor que un deporte intenso y esporádico. Es preferible que hagamos un poquitín, pero siendo constantes, que darnos "la panzada" cada dos meses. Conseguirlo es fácil:

- Desplazándote andando o en bici siempre que sea posible, incluso para ir al colegio, evitando coger el coche es una buenísima idea. Si necesitamos coger transporte público, podemos bajarnos una parada antes y andar ese tramo.

- Utiliza las escaleras en lugar del ascensor es algo que puede ayudarnos y recuerda que cuando se está sentado cierto tiempo, es bueno levantarse cada hora y andar o hacer movimientos.

Deportes recomendados para niños

Aquí las posibilidades son enormes, conviene elegir uno que guste al niño, adaptado a las características y posibilidades de cada uno independientemente de su sexo. Es importante que su práctica no añada una complicación (largos desplazamientos, incompatibilidades horarias, etc.) ya que de esa forma lo que conseguiremos será que opte por dejar de practicarlo.

Los deportes individuales afianzan la personalidad y los de equipo enseñan a compartir, trabajar conjuntamente; los de competición a aceptar la frustración aprendiendo a perder, estimulando a mejorar, y todos ellos a respetar a los demás, el juego limpio, hacer amigos y acrecentar la autoestima.

Es fundamental que se realice bajo la supervisión y vigilancia de profesores o monitores acreditados y, si es posible, con el amparo de la Federación oficial correspondiente.

Estímulos para el deporte infantil

A la hora de hacerles regalos, quizá una buena idea podría ser aquellos que fomenten la actividad física. Para los más pequeños: una pelota, bolos de juguete y para los mayores desde un balón, una comba, unos patines, una raqueta, hasta una bici. Por otro lado, hemos de ponérselo fácil: llevarlos al campo y andar, correr, saltar, jugar al escondite o echar carreras, en fin, todos aquellos juegos activos, que han sido en muchas ocasiones sustituidos por otros sedentarios, como los videojuegos o la televisión.

Limitaciones a la hora de practicar ejercicio

Existen limitaciones naturales que vienen dadas por la edad y características del niño. Otras limitaciones naturales derivan de problemas de salud, aunque muchas patologías se benefician precisamente del ejercicio, como son la obesidad, la diabetes, psicopatías... Y otras pueden practicarlo cuando están bien controladas, como es el caso de los asmáticos.

Autora: Esther Ruiz Chércoles. Sociedad de Pediatría de Madrid y Castilla-La Mancha

Te puede interesar:

- 10 reglas de juego limpio para niños y adultos

- Futbol y niños: 10 reglas de respeto para padres

- Competición escolar: el papel de los padres

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.