Actualizado 05/10/2021 13:16 CET

Fantasía, thriller, romance, distopías... ¿Qué leen los jóvenes?

¿Qué Hay Detrás De La Portada De Su Libro?
¿Qué hay detrás de la portada de su ibro? - ISTOCK

¿Qué hay detrás de la portada del libro que están leyendo tus hijos? Fantasía, thriller, romance, distopías... Nos encanta que lean, pero muchas veces no podemos evitar preguntarnos si el contenido de las historias que tanto les gustan es realmente apropiado para ellos.

¿Qué leen los jóvenes?

Porque ya nadie duda de que lean, sobre todo cuando se han convertido en unos consumidores tan fieles que el género adolescente se desdobla para cubrir todo tipo de universos.

La respuesta es: "lo que les gusta". Y sin duda esa es la clave para conseguir que le dediquen tiempo en la lectura. Las primeras historias que descubren son aquellas que ponemos en sus manos, las que les contamos antes de irse a dormir y las que aprenden a entonar con sus propias palabras.

Luego llega esa fase en la que son ellos los encargados de escoger los libros en los que van a aventurarse. Ha de ser así si queremos que no relacionen la lectura con una actividad obligatoria. Esa libertad para determinar los títulos que llenarán sus estanterías puede resultarnos inquietante, sobre todo teniendo en cuenta que todavía se encuentran en una edad en la que no siempre aciertan con el criterio.

Hemos de recordar que, si bien no está de más interesarnos por el contenido de los libros que están leyendo, el hecho de que consuman esta literatura adolescente resulta beneficiosa a la larga, porque hará que el hábito lector se afiance y se decanten por novelas más adultas, ensayos o biografías.

Artículo relacionado:
- Ana Cemborain y Cristina Blanco: "Las obras de estas escritoras son un reflejo de todo aquello que experimentaron"

Sobre las distopías

Estas nos suenan, porque cuando un género funciona, se explota sin fin y en este caso las distopías adolescentes han tenido tanto éxito que hasta se han llevado a la gran pantalla.

Algunos títulos distópicos:

Títulos distópicos

En las tramas de estos libros nos encontramos a personajes que resisten en un contexto futurista, pasado por guerras, destrucción y llevado a un nuevo orden social. El orden de la sociedad ha cambiado y, por lo general, suele haber un gran control de las masas y los individuos. Lo vemos claramente en la forma en la que se dividen los distritos en Los juegos del hambre y facciones en la serie Divergente.

Otra de las características propias de este género son los protagonistas que se encuentran frustrados por el control y que se rebelan contra el sistema. Lo que supone que estas lecturas suelan tener una carga de violencia de la que hay que estar pendiente. Son lecturas propias de adolescentes a partir de los quince años, pero aun así no todas presentan el mismo grado de dureza.

Dentro de las historias distópicas es mucho más accesible la saga de Las crónicas lunares antes que los títulos recién mencionados, lo que no significa que no contenga los elementos propios de este género.

No se trata de que extraigan de la lectura un concepto de destrucción o rebeldía, sino que la conciban como un espacio en el que se ha dado paso a la creatividad y a la imaginación para romper con la realidad que les rodea. Podría definirse como un lugar privado para experimentar con emociones.

Sobre los romances

Parece que finalmente ha pasado la época de enamoramientos locos entre chicas de carne y hueso y vampiros u hombres lobo. Pero el amor sigue, y reaparece enfocado de distintas maneras en la narrativa juvenil.

Algunos títulos románticos:

Títulos sobre romances

En general, el romance en papel es algo completamente inocente. Sin embargo, debemos asegurarnos de la clasificación en la que se encuentran las novelas, ya que es muy fácil adentrarse sin querer en el Young Adult, donde las historias pueden tener contenidos menos apropiados para ciertas edades.

Se pueden notar diferencias entre libros como 33 razones para volver a verte, cuya portada puede parecer dirigida a un público adolescente, pero que contiene escenas inadeucadas; y Cinder & Ella, inspirada en el clásico de Cenicienta y que describe una típica historia juvenil, muy imaginativa y exenta de elementos adultos inapropiados.

La literatura juvenil romántica es simple y suele seguir siempre el mismo guion -encuentro, desencuentro, final feliz-, tiene mucho diálogo, vocabulario sencillo, una conclusión rápida y todo bien narrado por la protagonista. Porque en este caso, ellas son las protagonistas, excepto en libros como Eleanor & Parks, donde también se conoce el punto de vista masculino.

Más atención habrá que tener en el modo en el que se decide a contar una historia similar. Por ejemplo, en el mismo caso de una protagonista que sufre de bullying escolar, encontramos los enfoques de Bad Boy*s Girl y Descubriendo a Audrey. El primero tiene drama, padres totalmente desconectados de sus hijos y un personaje masculino basado en el típico "chico malo que se metía conmigo porque siempre le he gustado". En cambio, Descubriendo a Audry destaca por su sencillez, nos deja descubrir sus problemas, hace a su familia protagonista de su historia y su pequeño romance es inocente y sanador.

Sobre los thrillers

La emoción y el suspense son algunos de los componentes de estos libros, adornados con acción y algo de drama, por supuesto.

Algunos títulos de thriller:

Títulos de thrillers

Sin embargo, algo que suele quedar más claro en los thrillers dirigidos al público adolescente es la distinción entre lo que está bien y lo que está mal. Si nos paramos a pensar, no sería difícil alarmarse ante lecturas como Nerve. Un juego sin reglas, pero podemos extraer que está concebido para que la protagonista ponga en juicio el dejarse llevar por los demás y poder decir "basta".

En el fondo las escenas que los adolescentes van imaginando con estos relatos, no superan aquellas que ven todos los días en el cine y la televisión. La misma trama de Alguien está mintiendo responde a muchos episodios de series de crímenes, por lo que, como siempre, será cuestión de ser conscientes del grado de madurez y de interés que sientan por este género.

Los giros inesperados y los misterios son los mayores atractivos para los jóvenes lectores que encuentran cómo estos libros despiertan su ingenio y les mantienen en vilo, lo que puede suponer que otro tipo de géneros les resulten más aburridos.

Sobre la fantasía

Títulos de literatura juvenil fantástica hay para dar y regalar. Es el género por excelencia que escogen los jóvenes lectores que quieren sumergirse en una historia completamente ajena a su día a día.

Algunos títulos fantásticos:

Títulos libros fantasía

Los hay de personajes actuales que pueden viajar en el tiempo -Rubí- o descubren que pueden transformar la realidad a través de sus sueños -Silber-. Otros algo más elaborados en los que vuelven los hombres lobo, los vampiros y demás seres fantásticos con sagas como Cazadores de sombras, en las que ya vuelve el toque algo más oscuro y disponen de un armamento algo más afilado.

Pura magia es la que pueden hallar en Idhún, de la mano de una de las escritoras de literatura fantástica más cercanas, Laura Gallego, y que nos presenta su nueva colección, Guardianes de la Ciudadela, en una narrativa que no ha de preocupar en cuanto a contenidos inapropiados.

Si les gusta este tipo de libros, es mejor que dejen para más adelante títulos como el mencionado Cazadores de sombras y otros que enlazan la magia con tramas más complejas. Las novelas de Laura Gallego y de la reconocida J. K. Rowling, con su inigualable Harry Potter, son las más apropiadas para los adolescentes que arrancan con este tipo de literatura.

Ana Cemborain

Te puede interesar:

- Selecciona tus libros: ¿por qué los niños necesitan desarrollar su identidad como lectores?

- Cómo apasionar a los adolescentes por la lectura

- Los adolescentes también crecen leyendo

- ¿Por qué los adolescentes dejan de leer?

- Los 10 mejores libros para regalar a un adolescente

Contador